La leche vegetal tiene una nueva 'reina' en Estados Unidos
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

La leche vegetal tiene una nueva 'reina' en Estados Unidos

COMPARTIR

···

La leche vegetal tiene una nueva 'reina' en Estados Unidos

La leche de avena ha desplazado a la de soya en el mercado estadounidense, por lo que la compañia Oatly incrementará su producción este año.

Bloomberg Por Lydia Mulvany y Leslie Patton
13/04/2018

La compañia Oatly busca aumentar la producción de leche de avena al 50 por ciento para este verano, ante la creciente demanda de este producto en cafeterías de la Unión Americana.

Mike Messersmith, gerente general de las operaciones en Estados Unidos, dijo que la compañía buscará trabajar con sus socios manufactureros para aumentar la producción.

La leche de avena se ha impuesto como la nueva leche vegetal en Estados Unidos y su demanda es tan alta que a los cafés en la Unión Americana les cuesta seguir el ritmo de esta.

El consumo de la leche de avena se ha popularizado tanto, al mismo tiempo que los consumidores optan por alternativas vegetales a la leche, que algunas cafeterías en Estados Unidos se han quedado sin este producto durante días e incluso semanas.

Los baristas se han mostrado atraídos por el sabor definido y suave de la leche de avena, que permite resaltar el sabor de los granos de café de Java, Indonesia.

La leche de avena “tiene el mejor sabor entre las alternativas a la leche”, dijo Micah Lindsey, barista de un cafetería de la compañía Intelligentsia, en Chicago. Lindsey indicó que esta variedad del lácteo tiene una textura cremosa que la hace similar a la de la leche.

Las bebidas basadas en alternativas vegetales siguen acaparando su participación de mercado, en detrimento de los lácteos, en una tendencia que parece continuará.

Se estima que en 2018 las ventas minoristas de leche tradicional en Estados Unidos diminuyan 1.2 por ciento, mientras que las ventas de leche de avena o de almendras crecerán 3 por ciento, de acuerdo con datos de Euromonitor.

El desplazamiento ha afectado a compañías como Dean Foods, la mayor productora de lácteos en Estados Unidos, que en febrero dio a conocer un plan de 150 millones de dólares en reducción de costos en un contexto de ventas inestables.

Dollop Coffee Company, una cadena de Chicago, empezó a ofrecer leche de avena Oatly en octubre de 2017. De acuerdo a Nate Furstenau, vocero de la empresa, la demanda por este producto crece entre aquellos clientes que abandonan la leche de soya.

En marzo los cafés de dicha ciudad se quedaron sin leche de avena durante unas dos semanas, y el distribuidor del producto comentó que la escasez podría persistir el mes próximo.

Oatly, que tiene su sede en Malmo, Suecia, llegó al mercado estadounidense en septiembre de 2016 a través de la compañía Intelligentsia, que cuenta con 11 sucursales en la Unión Americana. Ahora la oferta de Oatly abarca más de mil cafeterías en todo el país y está empezando a venderse en comercios minoristas, comentó Messersmith.

James McLaughlin, responsable de Intelligentsia, comentó que casi el 13 por ciento de las bebidas de la cadena se hacen ahora con leche de avena, por la cual los clientes llegan a pagar una prima de 50 centavos de dólar en comparación con la leche tradicional.

Para producir la leche de avena, Oatly mezcla avena con agua y luego agrega una enzima patentada para separar el almidón y endulzar la mezcla. Después se retiran las cascaras de avena sueltas de la base líquida. No se utilizan azúcares ni aglutinantes.

Ante esta situación, la industria láctea estadounidense busca que se instrumenten leyes de etiquetado que impedirían que las bebidas de origen vegetal utilizaran la palabra “leche”. La Federación Nacional de Productores de Leche destaca que en Suecia se usa el término “bebida” de avena.