Economía

La economía, en plena desaceleración

12 febrero 2014 4:18 Última actualización 20 mayo 2013 6:50

[Cuartoscuro]  El PIB avanzó 0.8% anual en el primer trimestre de 2013; el peor desempeño en poco más de 3 años. 


 
Eduardo Jardón
 
La economía mexicana no ha logrado escapar de la tradicional desaceleración de inicio de sexenio.
 
En el primer trimestre, el Producto Interno Bruto (PIB) avanzó 0.8% anual, por debajo del 3.2% del trimestre previo, y además presentó su peor desempeño en poco más de tres años.
 
Datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) muestran que ese resultado derivó de una caída de 1.5% en la industria, y de crecimientos de 1.9% en el sector servicios y de 2.8% en el agropecuario.
 
Los analistas atribuyen la debilidad de la economía al deterioro del panorama internacional y a un efecto calendario.
 
Alfredo Coutiño, director para América Latina de Moody's Analytics, opinó que la actividad productiva se vio afectada por los efectos del cambio de gobierno y la estacionalidad de Semana Santa.
 
Explicó que la transición sexenal siempre impone retrasos en la ejecución del presupuesto, lo cual afecta el gasto público y la inversión en infraestructura en la primera mitad del año.
 
Así, el país ha logrado evitar las crisis de fin de sexenio, pero no ha podido sortear la tradicional desaceleración económica de cada inicio de nuevo gobierno.
 
En el primer trimestre de la administración de Felipe Calderón el PIB aumentó 3.1 por ciento, por debajo del 4.1 por ciento previo, y en el arranque del sexenio de Vicente Fox la economía apenas avanzó 0.2%, muy por debajo del 4.1% anterior.
 
De acuerdo con Alejandro Cervantes, economista de Banorte-Ixe, se observó una moderación importante en el PIB del país por la desaceleración de la demanda externa, y una menor expansión de mercado interno, resultado de la pérdida de dinamismo en la generación de empleos en los primeros meses del año.
 
Expectativas
 
El analista prevé que en el segundo trimestre la economía mexicana seguirá en expansión, pero probablemente a un menor ritmo, y su desempeño estará limitado por la evolución de la economía de EU, que está siendo afectada por el recorte fiscal.
 
No obstante se espera un mayor crecimiento de la economía estadounidense en la segunda parte del año, lo cual tendrá un efecto positivo sobre el sector exportador mexicano, y en consecuencia, en la economía del país.
 
Las cifras ajustadas por estacionalidad muestran que el PIB del país aumentó 0.45 por ciento en el primer trimestre respecto al cuarto trimestre de 2012.
 
En otro reporte, el INEGI informó que el Indicador Global de la Actividad Económica (IGAE) se contrajo 1.8% anual en marzo, y con esto presentó su primera cifra negativa desde finales de 2009.
 
Las actividades primarias reportaron una caída de 11.7%, seguido de un descenso de 4.9% en la industria, y de un aumento de 0.6% en los servicios.
 
Información proporcionada por El Financiero Diario.