Economía

La bolsa refleja desigualdad

Desde la crisis financiera, la diferencia en la tenencia de acciones entre ricos y clase media se amplió, puesto que mientras los primeros pudieron superar el pico previo al fenómeno, los segundos no tuvieron oportunidad de disfrutar de una recuperación.
Bloomberg
31 mayo 2017 0:10 Última actualización 31 mayo 2017 5:5
Bolsa de Valores

(Bloomberg)

La desigualdad de riqueza no se da de un día para el otro. Las tendencias educativas, los patrones del mercado laboral y los comportamientos frente al ahorro pueden insinuar cuándo empeorará... y en EU, una métrica financiera fundamental está activando la alarma.

La diferencia entre los ricos y todos los demás respecto a la tenencia de acciones se amplió desde la crisis financiera, según un análisis de Gallup.

El estudio reveló que aunque 54 por ciento de los adultos informó que invirtió en el mercado bursátil entre 2009 y 2017, frente a 62 por ciento entre 2001 y 2008, la proporción que informa haber invertido subió un punto entre los que ganan más de cien mil dólares. Dividiendo por franjas etarias, los hogares mayores de 65 años también registraron un alza de un punto.

Esta conclusión acarrea consecuencias distributivas. El mercado superó el pico previo a la crisis, y el hecho de que los hogares más viejos y ricos inviertan más implica que su riqueza pudo aprovechar esa subida.


Esto también significa que los inversores de clase media que retiraron dinero de las acciones durante el mercado bajista que coincidió con la crisis no disfrutaron de la recuperación. “Parece que la crisis financiera y la recesión podrían haber alterado de manera fundamental la imagen que tienen algunos estadounidenses de las acciones como inversión”, escribe Jeffrey Jones, de Gallup.

MALA PRODUCTIVIDAD
La inactividad del mercado laboral “ya no es un freno importante” para el crecimiento de los salarios, excepto en la zona euro, dicen investigadores de Goldman Sachs.

En cambio, la productividad lenta está impidiendo que el alza salarial supere la norma previa a la crisis en varias economías avanzadas. El hecho de que la relación entre salario y desempleo sigue vigente sugiere que los trabajadores en el G-10 podrían recibir aumentos, escribió el economista jefe Jan Hatzius.

tenenciadeacciones31