Economía

Irak acota el poder del ISIS e invita a mexicanos a invertir

El miedo es uno de los factores que detienen el comercio de México con Irak, pero el gobierno de ese país invita a los inversores aztecas a buscar mercados en esa región.
Valente Villamil
27 junio 2016 22:12 Última actualización 28 junio 2016 5:0
Irak. (El Financiero)

Hisham Al Jeborri dijo que hay oportunidades de inversión para México. (El Financiero)

A pesar de que Irak enfrenta una guerra en algunas partes del país, el gobierno de la nación árabe quiere que los mexicanos inviertan.

Incluso, el encargado de negocios de la embajada de Irak en México, Hisham Al Jeborri, pidió a los empresarios que se quiten el miedo al minimizar el actual conflicto que mantiene con la insurgencia terrorista del Estado Islámico (ISIS).

“Se tienen que quitar el miedo. El Estado Islámico existe en muy pocas partes muy lejos de las ciudades, están en el desierto y el gobierno iraquí está luchando.

(Los empresarios) tienen que analizar el mercado iraquí y tienen que mandar alguien para que vea la vida real

Esperemos que en 2017 nos vamos a quitar a estos grupos terroristas”, dijo Al Jeborri.

Este miedo, reconoció, ha sido una de las principales causas para que las exportaciones mexicanas sean de apenas unos 15 millones de dólares mientras que las importaciones no llegan ni a los 200 mil.

Pero para vencer esta barrera, los empresarios deben conocer de primera mano las oportunidades de mercado que hay en ese país.

“(Los empresarios) tiene que analizar el mercado iraquí y tienen que mandar alguien para que vea la vida real”, dijo el encargado de Negocios de la embajada de la República de Irak en México.

Los sectores donde los iraquíes quieren que participen los mexicanos son alimentos, infraestructura, energía y petroquímica.

Y precisamente dentro de la agroindustria el sabor y el precios son dos factores claves que hacen a la carne de res y de cordero sean los productos alimentarios que cuentan con mayores oportunidades en Irak.

“Un kilo de carne de cordero vale 15 dólares en Irak, aquí en México como cuatro dólares por kilo”, dijo Hisham, quien precisó que es necesaria la certificación halal.

Justo uno de los productos que México pretende vender pronto a los países del Medio Oriente es la carne halal, una certificación de índole religiosa requerida en los mercados musulmanes.

Sólo en los últimos seis meses tanto el presidente Enrique Peña Nieto como el titular de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa), José Calzada Rovirosa, visitaron la Península Arábiga con miras a incrementar el intercambio comercial.

En tanto que el sector de la infraestructura, en un país que en épocas recientes padeció una guerra total, es otra de las áreas en donde los mexicanos podrían invertir al acceder a las licitaciones que mes con mes el gobierno iraquí publica.

Un ejemplo del tamaño de negocios que se están ofreciendo es una convocatoria de licitación por 8 mil millones de dólares para construir 100 mil viviendas en la ciudad de Bismaya que hace un par de años ganó una empresa coreana.

Una de las ventajas que Al Jeborri ve en su país es que muy pocas naciones han optado por invertir y explorar este mercado, lo que deja poca competencia.

“Irak tiene sed para muchos proyectos y el margen de la competencia es poco”, dijo.