Economía

México, sin inflación durante el primer semestre de este año

Los precios al consumidor de enero a junio bajaron 0.09 por ciento por primera vez para un mismo periodo en casi medio siglo, según datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía.
Thamara Martínez
09 julio 2015 8:28 Última actualización 10 julio 2015 5:5
Cebolla

En el primer semestre de 2015, el precio de la cebolla cayó 23.1 por ciento. (Cuartoscuro)

CIUDAD DE MÉXICO.- La baja en los precios de diversos bienes agropecuarios, en las tarifas eléctricas y en el servicio telefónico, principalmente, propiciaron un descenso en el índice inflacionario durante el primer semestre.

En el periodo los precios al consumidor bajaron 0.09 por ciento, lo que nunca había ocurrido desde que hay datos disponibles, a partir de 1970, de acuerdo con los registros del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

Destacó en el primer semestre la caída de 41 por ciento en el jitomate y de 23.1 por ciento en la cebolla, productos que tienen un peso importante en el Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC).
Por su parte, las tarifas eléctricas disminuyeron 36.1 por ciento, la mayor baja reportada desde que hay cifras, mientras que el precio del gas doméstico natural reportó un retroceso de 7.6 por ciento.


EFECTO DE REFORMAS
También tuvo un impacto positivo sobre la evolución de los precios la caída en las tarifas del servicio telefónico, por la entrada en vigor de la reforma en telecomunicaciones. Así, la telefonía local fija reportó una baja de 4.4 por ciento y en telefonía internacional la baja fue de 40.7 por ciento.

Los descensos mencionados compensaron los aumentos que registraron los precios de algunos bienes durables, que se han visto impactados por la depreciación del tipo de cambio.

De acuerdo con analistas de Banamex, la caída de 7.8 por ciento en los precios de los bienes agropecuarios fue sorpresiva y restó 29 puntos a la inflación acumulada al primer semestre.

Arturo Vieyra, analista de la institución financiera, indicó que el buen comportamiento de los precios agrícolas compensó un avance más acelerado de los precios de las mercancías, por el traspaso más acentuado del tipo de cambio sobre la inflación.

Rafael Camarena, analista de Santander, mencionó que existen factores que están influyendo a la baja de manera importante en la inflación, como son los precios de las tarifas eléctricas y los servicios de telefonía, por factores que podríamos llamar institucionales, que dependen de las reformas y decisiones de política de precios.

EN MÍNIMO HISTÓRICO
La inflación anual en junio se ubicó en 2.87 por ciento, un nivel mínimo histórico.

Durante el sexto mes el INPC subió 0.17 por ciento, ligeramente por debajo del 0.2 por ciento estimado por el consenso de analistas.

Para Marco Oviedo, economista en jefe de Barclays, los efectos que han favorecido la tendencia a la baja en los precios se irán revirtiendo, principalmente a partir del próximo año, por lo que es temporal esta caída de la tasa de inflación, que da espacio al Banco Central para no subir su tasa de referencia en un tiempo prolongado.

en_minimos