Economía

Inflación de la Zona
Euro se acelera
levemente en octubre

El costo de la vida en las 18 naciones de la Zona Euro, que se había mantenido demasiado bajo y representaba una preocupación para las autoridades del bloque, repuntó 0.4%, lo que podría ser una posibilidad de que se pueda evitar la deflación.
Reuters
31 octubre 2014 12:57 Última actualización 31 octubre 2014 14:0
Inflación de la Zona Euro

Sin contar la energía y los alimentos no procesados, los precios subieron 0.8 por ciento en octubre. (Bloomberg)

BRUSELAS- La inflación en los 18 países que comparten el euro se aceleró levemente en octubre, según una primera estimación de la oficina de estadísticas de la Unión Europea, lo que ofrece cierta esperanza de que se pueda evitar una deflación.

Eurostat informó que los precios al consumidor en la Zona Euro aumentaron en 0.4 por ciento en octubre, en línea con lo que esperaba el mercado.

El dato se conoce un día después de la publicación de las cifras de la economía alemana, que mostraron que la inflación anual de la mayor economía de Europa se desaceleró a 0.7 por ciento en octubre.


"Hubo alguna especulación previa a la publicación de los datos sobre que la inflación podría haber sido estable, sobre todo por las cifras de la inflación de Alemania de ayer, pero se aceleró de todas maneras", dijo Nick Kounis, jefe de investigación macro de ABN AMRO.

La oficina de estadísticas europea dijo que la subida más fuerte en los precios se produjo en el sector de servicios, con 1.2 por ciento, seguida por el alza de 0.5 por ciento para los alimentos, el alcohol y el tabaco.

Los precios de los alimentos no procesados bajaron 0.1 por ciento interanualmente en octubre, mientras que los de la energía cedieron 1.8 por ciento, una desaceleración en la tasa de declive desde septiembre, cuando los precios por esos bienes bajaron 0.9 y 2.3 por ciento, respectivamente.

Sin contar la energía y los alimentos no procesados, los precios subieron 0.8 por ciento en octubre, una tasa estable para septiembre.

El BCE, que quiere mantener la inflación baja, pero cerca de 2.0 por ciento, está comprometido con una política flexible, que incluye un plan de compra de activos. La entidad ha dicho que podría aplicar más medidas de ser necesario.

"Pensando a futuro, estimamos que la inflación probablemente se mantendrá en niveles muy bajos en los próximos meses. Podría ser que durante los próximos seis meses la inflación sea de 0.5 por ciento o bajo ese nivel", dijo Kounis.

"Aun cuando podría acelerarse más adelante en 2015, es probable que se mantenga bajo, muy bajo la meta de estabilidad de precios del BCE".