Economía

Inflación de la zona euro podría incumplir objetivos ya reducidos: minutas del BCE

Los riesgos, especialmente generados a partir de los mercados emergentes y la agitación geopolítica, continúan afectando el crecimiento de la zona euro.
Reuters
14 enero 2016 8:24 Última actualización 14 enero 2016 8:32
Inflación en Alemania

Inflación en Alemania. (Bloomberg)

FRÁNCFORT.- La inflación de la zona euro podría incumplir con el ya reducido objetivo del Banco Central Europeo (BCE), pero el organismo necesitó mantener cautela en su reunión de diciembre en caso de que se requieran otras medidas de alivio monetario más adelante, indicaron las minutas de la entidad divulgadas el jueves.

Los riesgos, especialmente generados a partir de los mercados emergentes y la agitación geopolítica, continúan afectando el crecimiento de la zona euro, mientras los gobiernos aún no hacen su parte para alentar la expansión mediante reformas y ajustes fiscales, dijo el BCE en el documento sobre su última reunión de política monetaria del 3 de diciembre.

El BCE recortó su tasa de depósitos bancarios al -0.3 por ciento desde el -0.2 por ciento en la reunión del mes pasado y extendió el periodo de compras de activos en seis meses hasta marzo del 2017, con la esperanza de apuntalar la inflación a través de un incremento de créditos y del consumo.


Pero la decisión decepcionó a los mercados, que esperaban acciones más valientes del BCE, ya que las expectativas de inflación de largo plazo, los bajos precios del crudo y la volatilidad de los mercados emergentes parecían ser razones suficientes para aplicar nuevas medidas de estímulo.

"El recorte de 10 puntos básicos en la tasa de depósitos fue considerado como un factor que probablemente no generaría efectos materiales negativos y como una ventaja para dejar cierto espacio a más ajustes a la baja, en caso de que surgiera la necesidad", indicó el banco central.

"Los riesgos que rodean al panorama para la inflación HICP también fueron evaluados, puestos en la balanza, para permanecer a la baja", añadió.

El BCE sostuvo que algunos miembros de la entidad no estuvieron de acuerdo con la decisión, ya que algunos propusieron un recorte mayor, de 20 puntos básicos, a la tasa de depósitos bancarios, manteniendo sin cambios el programa de compras de activos.

Otros estaban a favor de más alivio cuantitativo, y algunas autoridades incluso sugirieron un incremento de las compras mensuales de activos y prolongar aún más el programa.

: