Economía

Indicador adelantado para México registra siete meses al alza: OCDE

Según la organización, en marzo Brasil, China e India tendrían un crecimiento inferior a la tendencia, mientras que Rusia tiene un menor impulso en su avance económico.
Notimex
13 mayo 2014 13:9 Última actualización 13 mayo 2014 13:9
bandera México

[Se prevé que los quejosos arriben al Ángel de la Independencia./Eladio Ortiz]

CIUDAD DE MÉXICO.- El indicador adelantado para México se ubicó en marzo de este año en el nivel más alto en un año al situarse en 99.12 puntos, con lo que liga siete meses con incrementos, de acuerdo con datos de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

El organismo internacional destaca que en marzo de 2014, los Indicadores Líderes Compuestos (CLIs) indican un debilitamiento en el crecimiento de las principales economías emergentes, aunque con un ritmo estable en la mayoría de los países de la OCDE.

En su reporte mensual, señala que el índice general para el conjunto de 34 países de la OCDE, diseñado para anticipar los puntos de inflexión en la actividad económica respecto a la tendencia, se ubicó en 100.6 puntos en marzo pasado, con un ritmo de crecimiento estable por sexto mes.


En tanto, añade, el indicador adelantado para México se situó en 99.12 puntos en marzo pasado, nivel superior al de 99.02 puntos en febrero previo, y con ello sumó siete meses al alza, tras seis meses con retrocesos.

Sobre los indicadores adelantados de las principales economías emergentes, el organismo subraya que en el tercer mes de este año Brasil, China e India tendrían un crecimiento inferior a la tendencia, mientras que Rusia tiene un menor impulso en su avance económico.

Menciona que para la OCDE en su conjunto, y para Estados Unidos, Canadá y Japón, los indicadores muestran un ritmo de crecimiento estable, lo mismo que Reino Unido, cuyo indicador apunta a que el ritmo de crecimiento se estabiliza a un ritmo superior a la tendencia.

Agrega que en la zona del euro en su conjunto, y en Italia, los indicadores adelantados aún muestran un cambio positivo en el impulso, en tanto que en Alemania y Francia apuntan a un ritmo de crecimiento estable.