Economía

Inclusión financiera a beneficiarios incorrectos, un peligro: Lagarde

La directora del Fondo Monetario Internacional destaca que la inclusión responsable exige equilibrar la oportunidad y la innovación en los mercados financieros y salvaguardar el sistema para evitar los excesos.
Marcela Ojeda
26 junio 2014 12:35 Última actualización 26 junio 2014 12:35
lagarde

La directora del Fondo Monetario Internacional, Christine Lagarde, subrayó que la inclusión financiera puede ayudar, y si está respaldada por políticas sólidas puede ir de la mano de la estabilidad financiera. (Foto: Eladio Ortiz/El Financiero)

Si bien la inclusión financiera contribuye a la estabilidad financiera y crea oportunidades, es necesario que se administre y regule correctamente, “porque demasiado de lo mismo, a los beneficiarios incorrectos y bajos los términos incorrectos, puede ser un peligro”, advirtió la directora gerente del Fondo Monetario internacional (FMI), Christine Lagarde.

Durante la inauguración del Foro Internacional de Inclusión Financiera, dijo que ampliar crédito a proyectos no productivos o clientes no correctos, puede exponer a los prestadores a riesgos y grandes problemas.

“Como decía Octavio Paz en algún momento: la mucha luz es como la mucha sombra: no deja ver. Por eso es crítico para estos propósitos de estabilidad financiera que la información esté disponible y el principio de la transparencia se lleve a cabo”, dijo.


Asimismo expresó que la inclusión responsable exige equilibrar la oportunidad y la innovación en los mercados financieros y al mismo tiempo salvaguardar el sistema para evitar los excesos, tanto del lado de la oferta como de la demanda.

Implica, dijo, ayudar a los consumidores, en especial a los más vulnerables a aprovechar las ventajas de forma responsable sin que tengan mayores deudas y sin que sean víctimas de penalizaciones o tasas de interés.

Agregó que la inclusión financiera puede ayudar, y si está respaldada por políticas sólidas puede ir de la mano de la estabilidad financiera. La inclusión financiera empodera a las personas y a las familias, especialmente a las mujeres y a los pobres, y los sistemas financieros que funcionan adecuadamente enriquecen a todo un país.

“El Fondo Monetario Internacional (FMI) ha sido un socio de México y seguiremos siendo socios en términos de inclusión financiera y los esfuerzos por parte de las autoridades mexicanas y del sector privado mexicano el poder llegarles a aquellos que necesitan acceder a los servicios financieros”, agregó.