Economía

IMP y General Electric Oil & Gas firman convenio en materia de gas y petróleo

Pemex informó que este acuerdo se enfocará en investigar las tecnologías necesarias para respaldar los trabajos de la paraestatal en la optimización de campos maduros costa afuera y el desarrollo de proyectos en aguas someras, profundas y ultraprofundas.
Notimex
08 abril 2014 16:14 Última actualización 08 abril 2014 16:29
convenio

Firma de convenio del IMP con GE, con la presencia de Emilio Lozoya, titular de Pemex./ (Cortesía @Pemex)

CIUDAD DE MÉXICO.- El Instituto Mexicano del Petróleo (IMP) firmó un convenio con General Electric Oil & Gas (GE) el cual estará enfocado al sector Gas y Petróleo, informó Petróleos Mexicanos (Pemex).

Este acuerdo, explica la paraestatal en un comunicado, se enfocará en investigar las tecnologías necesarias para respaldar los trabajos de Pemex en la optimización de campos maduros costa afuera y el desarrollo de proyectos tanto en aguas someras como profundas y ultraprofundas.

Así, la división dedicada a la industria del petróleo y gas de la tecnológica, apoyará a la institución a mejorar la eficiencia de un dispositivo de flujo mecánico que le permita a Pemex incrementar los factores de recuperación de pozos y aumentar la confiabilidad de equipos de fondo

Lo anterior, con el fin de afrontar los retos en los campos terrestres operados por la paraestatal y desarrollar tecnología de monitoreo e inspección para equipo submarino en proyectos en aguas profundas.

La paraestatal detalló que el convenio fue firmado en presencia del director general de Pemex, Emilio Lozoya Austin por el director del IMP, Vinicio Suro Pérez y el director general de GE Oil & Gas América Latina, João Geraldo Ferreira.

Durante su intervención, Lozoya Austin expuso que el convenio se suscribe en el contexto de la reforma energética, impulsada por el presidente Enrique Peña Nieto y que fortalecerá la competitividad de Pemex.

Para Vinicio Suro, este acuerdo contribuirá a agregar valor económico, social y ambiental a los proyectos de Petróleos Mexicanos, mejorando la productividad de los pozos, atenuando la tasa de declinación natural y por ende, aumentando las reservas.

El acuerdo, precisó, es un ejemplo de cómo el uso de las tecnologías brindan soluciones específicas a problemas relevantes de la operación.