Economía

Ilegalidad en alcohol y tabaco deja hueco de 7.4 mmdp

01 febrero 2014 7:25 Última actualización 27 diciembre 2013 5:2

 [Se reportan pérdidas recaudatorias en el IEPS por el comercio ilícito de alcohol. / Cuartoscuro] 


 
Marcela Ojeda
 
 
El comercio ilegal de bebidas alcohólicas y cigarrillos provoca una pérdida recaudatoria de 7 mil 400 millones de pesos anuales al fisco, sólo al considerar el Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS).
 
Este monto equivale a cerca de una tercera parte de los ingresos que se pretenden recaudar en 2014 por concepto del impuesto general a las importaciones, cuyo monto se estima ascienda a 26 mil 758.6 millones de pesos.
 
De la pérdida registrada cada año por el tráfico de estos productos en la recaudación de IEPS, 1 mil 600 millones de pesos están asociados a las bebidas embriagantes y 5 mil 800 millones de pesos a los cigarros, informó el Servicio de Administración Tributaria (SAT), con base en datos aportados por los sectores industriales de estos productos.
 
 
Para combatir la introducción ilegal y adulteración de bebidas alcohólicas y tabaco, el SAT mejorará la eficiencia recaudatoria de impuestos federales relacionados con la producción, importación y comercialización de estos productos, inhibiendo su contrabando y adulteración.
 
En consecuencia, desde agosto del año que está por concluir se utiliza un nuevo marbete fiscal en las botellas que contienen bebidas alcohólicas, en tanto que en julio de 2014 se introducirá un código de seguridad en las cajetillas de cigarros.
 
En cuanto al marbete en los envases de las bebidas embriagantes, contiene diversas medidas de seguridad como las siguientes: impresión en relieve sensible al tacto; papel de seguridad para que la tinta nunca seque; imágenes que cambian de color al movimiento; micro textos y tintas reactivas a rayos láser, y como un factor muy importante, un folio único e irrepetible con código QR (Quick Response o respuesta rápida) para trazabilidad.
 
 
En el “Informe de Acciones y Resultados de la Mesa de Combate a la Ilegalidad”, el SAT detalló que la trazabilidad de código QR del marbete fiscal, consiste en información aportada por 3 entes: la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) es quien lo produce; el SAT, que es quien lo registra y entrega a los contribuyentes, y los propios contribuyentes, quienes lo adhieren a sus productos, con lo que la información es accesible a través del código QR.
 
Por otro lado, el SAT de manera coordinada con la industria tabacalera, ha retomado el proyecto del código de seguridad en las cajetillas de cigarros, y se realizan reuniones periódicas para su implementación en julio de 2014.
 
 
“Este código contiene medidas de seguridad como ser único e irrepetible, alfanumérico, con 12 caracteres en 4 grupos de 3, que se generan a partir de un número infinito de combinaciones (34 a la 12 potencia, que da 2.386 trillones de combinaciones posibles) y aplicación con impresora directamente en la línea de producción”.
 
 
De acuerdo con el SAT, la trazabilidad del código de seguridad en las cajetillas de cigarros consiste en información que permitirá hacer una verificación digital del volumen y comprobación fiscal, del rastreo y localización y de la autenticación del producto.
 
 
El SAT destacó que entre abril y noviembre de este año se decomisaron casi 15 millones de cigarros y cerca de 600 botellas de bebidas alcohólicas en revisiones efectuadas en el país.