Economía

Hay 600 millones de Ninis en el mundo

La falta de empleo para jóvenes es una prioridad mundial, puesto que 600 millones de ellos están desempleados y tampoco estudian, advirtió el Banco Mundial, el cual indicó que por ello el reto será crear cerca cinco millones de fuentes de trabajo mensuales.
Thamara Martínez
13 octubre 2015 23:35 Última actualización 14 octubre 2015 5:5
Ninis

En la siguiente década, sólo 40 por ciento de los jóvenes que ingresen al mercado laboral obtendrán un empleo, indicó el Banco Mundial. (Cuartoscuro)

Un nivel récord de 600 millones de jóvenes alrededor del mundo se encuentran actualmente desempleados y también fuera del campo académico, es decir, ni estudian ni trabajan (ninis), alertó el Banco Mundial (BM).

El organismo estima que en la siguiente década mil millones de jóvenes se incorporarán a la fuerza laboral, pero sólo 40 por ciento de ellos logrará obtener una plaza.

La crisis del empleo juvenil es una prioridad mundial urgente, cuyo costo de inacción resultará elevado, señaló el Banco Mundial en el informe “Hacia soluciones para el empleo de los jóvenes”.

En el estudio se aborda este tema como una necesidad urgente de acción global.


Por lo anterior, el banco sentencia que el reto de la economía mundial será crear cerca de cinco millones de empleos cada mes (600 millones en 10 años), para emparejar las tasas de generación de empleo con las del crecimiento de este grupo.

“Los jóvenes representan 40 por ciento de la población mundial (la mayor generación de jóvenes de la historia humana), pero están desproporcionadamente afectados por el desempleo”, expresó Matt Hobson, gerente de la coalición Solutions for Youth Employment (S4YE por sus siglas en inglés), de la que el BM forma parte.

Agregó que aproximadamente 30 por ciento de los jóvenes no están empleados, y en todo el mundo, las mujeres están en peor situación.
Pese a que las circunstancias cambian de una región a otra, apunta el informe, los problemas prevalecen en todas.

La población joven a nivel global se enfrenta a la incapacidad de encontrar un trabajo productivo y sostenible, factor que aviva la desigualdad y estimula la tensión social, indica el reporte.

De esta manera, se encienden focos rojos especialmente en subgrupos de jóvenes como mujeres o jóvenes residentes en países que atraviesan por conflictos, además de los de zonas rurales y urbanas y grupos que requieren de atención especializada.

Arup Banerji, director de la mesa directiva de S4YE, dijo que la comunidad internacional se ha comprometido a reducir el número de Ninis substancialmente en 2020, llegando a alcanzar el pleno empleo para la gente joven en 2030.