Economía

Gripe aviar pone en riesgo cena de Acción de Gracias y Navidad

Aunque México ya está garantizado el abasto de pavo para este año, la influenza aviar registrada en algunas regiones de Estados Unidos podría generar problemas para cubrir la demanda para la temporada decembrina de 2016, advirtió la Sección Nacional de Productores de Guajolote.
Héctor Chávez
17 mayo 2015 23:6 Última actualización 18 mayo 2015 5:5
Pavo

Estados Unidos podría tener problemas para cubrir la demanda de pavo para la temporada invernal del próximo año, indicaron productores de este animal. (Bloomberg)

CIUDAD DE MÉXICO.- La influenza aviar registrada en Estados Unidos, que afecta en mayor medida a la producción de pavo, generaría problemas de abasto en la temporada decembrina en 2016, tomando en cuenta que 50 por ciento de nuestras necesidades de consumo de este animal provienen del vecino país del norte, reconoció Marco Parson Parra, presidente de la Sección Nacional de Productores de Guajolote.

Aseguró que aunque es preocupante la situación de influenza que se registra en Estados Unidos, en México este año está garantizado el abasto de pavo, pues actualmente ya se cuenta con los lotes, tanto de reproductoras como de huevo fértil, lo preocupante, reconoció, se enfrentará hasta el próximo año.

En México el consumo per cápita de pavo es de 1.8 kilos por persona al año, no obstante en el país sólo se producen dos millones de unidades y se requiere de la importación de dos millones más para el abasto nacional.


Parson Parra destacó que lo importante es que el problema de influenza aviar no ha afectado al estado de Virginia, en Estados Unidos, de donde se importan alrededor de 20 mil reproductoras, 1.5 millones de huevo fértil o de pavitos de un día de nacido.

Descartó que por este problema en Estados Unidos se desborden los precios del pavo a nivel nacional, pues indicó que en México el incremento podría alcanzar el 4 por ciento en línea con la inflación, mientras que en Estados Unidos ya se ven aumentos considerables que pueden ir hasta en 20 por ciento en el caso de la pechuga.

Parson Parra dijo que el problema de la influenza aviar en Estados Unidos tendrá que ser aprovechado por otros países como Chile, cuyas exportaciones de pavo a México son de apenas 5 por ciento, frente al 95 por ciento de las de Estados Unidos.