Economía

Grecia contempla una solución final para su
crisis en medio de la incertidumbre europea

Grecia se encuentra optimista sobre un acuerdo de deuda final pues cree que Europa no podría aguantar una reactivación de la crisis griega, cuando hay temas con Italia y ante un período preelectoral.
Reuters
04 diciembre 2016 15:55 Última actualización 04 diciembre 2016 16:0
Etiquetas
bandera de Grecia

(Bloomberg)

ATENAS.- La incertidumbre política en Europa ha creado un nuevo impulso para una solución "amplia y permanente" para la crisis de deuda griega antes de fin de año, dijo el domingo un portavoz del Gobierno.

Los ministros de Finanzas de la zona euro se reunirán en Bruselas el lunes para discutir sobre un alivio a corto plazo para la deuda griega y el alemán Wolfgang Schäuble afirmó que Atenas debe implementar reformas en vez de esperar más perdón a su deuda.

No obstante, Grecia permaneció optimista para un acuerdo de deuda final mientras los italianos votaban sobre un referendo constitucional. Una victoria de los opositores y el "No" podrían sumir a la zona euro en una nueva crisis.


"Todos saben que Europa no podría aguantar una reactivación de la crisis griega, cuando hay temas con Italia y ante un período preelectoral en muchos países europeos", dijo Dimitris Tzanakopoulos a la radio Athens 9,84.

"La incertidumbre general que prevalece en Europa, que es tanto política como financiera, crea (...) un impulso para una solución amplia y permanente para el tema griego", agregó.

Atenas ha recibido tres rescates financieros internacionales desde 2010 y su deuda, de alrededor de un 180 por ciento del producto interno bruto (PIB), aún es la más alta de la zona euro.

La Unión Europea y el Fondo Monetario Internacional (FMI) discrepan sobre las metas fiscales de Grecia después de 2018. El FMI, que aún no ha decidido si participará en el programa de rescate de Grecia, cree que la meta es poco realista, a menos que a Atenas se le otorgue un alivio significativo de deuda y adopte más medidas de austeridad ahora.

"Hemos dejado en claro que de ningún modo aceptaremos las exigencias del FMI sobre medidas (de austeridad) y reformas laborales", comentó Tzanakopoulos, que llamó a sus socios de la Unión Europea a respaldar a Grecia.

Alemania, el financista de Europa, quiere que el FMI se una al programa, pero afirma que Grecia no necesita de más alivio de deuda.

Schäuble llamó a Atenas a implementar reformas: "Si Grecia quiere mantenerse en la zona euro, no hay forma de evitarlo, de hecho sin importar el nivel de deuda", comentó al periódico Bild am Sonntag en una entrevista el domingo.