Economía

Gasto del gobierno no será afectado por menor expansión de la economía

Mayores ingresos tributarios a lo esperado, así como una subestimación del precio del barril de petróleo, compensarán
el impacto de la debilidad económica en las finanzas públicas.
Tlaloc Puga
25 mayo 2014 22:34 Última actualización 26 mayo 2014 5:0
[Las existencias de crudo descendieron en 2.9 millones de barriles/Bloomberg] 

Ingresos petroleros ayudarán a crear 'colchón' para las finanzas públicas.(Bloomberg)

CIUDAD DE MÉXICO.- La Secretaría de Hacienda y Crédito Público redujo su previsión de crecimiento económico de 3.9 a 2.7 por ciento para este año, lo cual tendrá un impacto sobre las finanzas públicas sin implicar una disminución en el ritmo del gasto del gobierno y un mayor déficit fiscal, coincidieron analistas.

Alejandro Cervantes, economista de Banorte-Ixe, dijo que ante el menor ritmo económico Hacienda mantendría sin cambios su política anticíclica, o incluso podría incrementar los estímulos.

Señaló también que los ingresos tributarios no petroleros ya están descontando la desaceleración económica observada en el primer cuarto de este año y, de acuerdo a los estimados oficiales, es posible que el PIB comience a repuntar a partir del segundo trimestre, implicando con ello una mayor recaudación.

Además, subrayó, los ingresos tributarios en los primeros meses de 2014 han crecido más de lo esperado. “Históricamente Hacienda ha subestimado el precio de la mezcla mexicana de barril de petróleo, por lo cual siempre tiene un colchón adicional para llegar a sus metas propuestas. Este año estaría ocurriendo lo mismo con las previsiones del impacto de la reforma fiscal sobre los ingresos públicos”, sostuvo.

Por su parte, Eduardo Ávila, subdirector de análisis económico de Monex, coincidió en que pese al menor crecimiento esperado, Hacienda mantendrá su tónica de gasto aunque incurra en un mayor déficit fiscal.

Sin embargo, dijo que lo mejor sería que el gobierno tratara de ejecutar ahorros para que fuera menor la afectación tanto al gasto como al déficit.

MARGEN PARA AJUSTE EN INGRESOS

Por su parte, Alexis Milo, economista en jefe para México de Deutsche Bank, explicó que la meta de déficit se define como proporción del PIB, y si bien éste viene observando un menor desempeño, la inflación ha sido de 3.5 por ciento, por arriba del 3 por ciento estimado en los criterios de política económica, lo que quiere decir que Hacienda tiene un margen de medio punto porcentual antes de ajustar sus previsiones sobre los ingresos tributarios.