Economía

Ganancias de Wells Fargo caen 3.5%; sube reservas para créditos incobrables

El mayor banco estadounidense por valor de mercado reportó una caída en su utilidad neta aplicable a las acciones comunes a cinco mil 170 millones de dólares en el trimestre que terminó el 30 de junio. 
Reuters
15 julio 2016 8:2 Última actualización 15 julio 2016 11:21
Wells Fargo

Las ganancias por acción de Wells Fargo bajaron a 1.01 dólares desde 1.03 dólares.(Bloomberg)

Wells Fargo, el mayor banco estadounidense por valor de mercado, reportó el viernes una caída de 3.5 por ciento en su ganancia trimestral debido a que reservó más dinero para cubrir posibles pérdidas por préstamos incobrables.

El banco, que también es el mayor prestamista hipotecario y para el sector energético, informó que su utilidad neta aplicable a las acciones comunes cayó a cinco mil 170 millones de dólares en el trimestre que terminó el 30 de junio, frente a cinco mil 400 millones de dólares un año antes.

En tanto, sus ganancias por acción bajaron a 1.01 dólares desde 1.03 dólares, igualando las estimaciones promedio de analistas, según Thomson Reuters I/B/E/S. Los ingresos subieron un cuatro por ciento, a 22 mil 200 millones de dólares.

Aunque los resultados de Wells Fargo estuvieron en general en línea con las expectativas, Chris Kotowski, analista de Oppenheimer dijo que fueron "un indicio de cuán difícil es obtener un crecimiento en los ingresos".

Al igual que JPMorgan, Wells Fargo dijo que aumentó significativamente su cartera crediticia en el segundo trimestre, especialmente en préstamos comerciales, automotrices y de tarjetas de crédito.

Los créditos para hipotecas residenciales también subieron, aunque los ingresos en ese negocio cayeron.

Los préstamos promedio de Wells Fargo en el segundo trimestre por un valor de 950 mil 800 millones de dólares subieron un nueve por ciento frente el año pasado y un tres por ciento desde el trimestre anterior.

Se trata del decimosexto trimestre consecutivo de aumento en los créditos del banco con sede en San Francisco.

Pero con ese incremento viene la necesidad de aumentar las reservas ante pérdidas crediticias que puedan venir en el futuro.

La industria bancaria ha estado reduciendo sus reservas por años a medida que las condiciones crediticias han mejorado tras la crisis del 2007-2009, aunque los prestamistas están ahora elevándolas de nuevo.

: