Economía

G-20 enfrenta diferencias para impulsar crecimiento

12 febrero 2014 5:7 Última actualización 20 abril 2013 13:10

 [Bloomberg] Estados Unidos y Alemania se encuentran en posiciones encontradas respecto a austeridad y déficit gubernamental. 


 
AP
 
Washington.- Los responsables de las finanzas en los países del G-20 dicen estar decididos a combatir la debilidad y el desempleo que afectan a la economía mundial, pero su problema es alcanzar un consenso sobre la forma adecuada para lograrlo.
 
Los ministros de hacienda y los directores de los bancos centrales de las mayores economías del mundo emitieron el viernes una declaración conjunta que intenta soslayar las profundas diferencias entre los miembros del grupo. Estados Unidos y otros países buscan a toda costa menos austeridad presupuestaria y mayores planes gubernamentales de estímulo, mientras que Alemania, el motor económico de la Unión Europea, y otras naciones sostienen que reducir el déficit gubernamental de muchos países agobiados por la deuda soberana debería ser el principal objetivo.
 
Las negociaciones concluirían este sábado por la tarde con reuniones de la comisión rectora de las 188 naciones del Fondo Monetario Internacional y su organización gemela, el Banco Mundial.
 
La declaración conjunta del G-20 no apuntó hacia nuevas iniciativas de gran calado, sino que más bien buscó intentar acortar las diferencias entre los que defienden el crecimiento con gasto gubernamental y los que prefieren mayores medidas de austeridad.
 
Estados Unidos está representado en las negociaciones por el secretario del Tesoro Jacob Lew y el presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke.
 
"Fortalecer la demanda global es un imperativo y debe encabezar nuestra agenda", dijo Lew el viernes por la noche ante el brazo que establece las políticas del FMI. "Una demanda más sólida en Europa tiene una importancia crítica para el crecimiento global".
 
Sin embargo, otras naciones, encabezadas por Alemania, se han resistido a aflojar los planes de austeridad, por considerar que tienen una importancia crucial a fin de reducir los déficit de los gobiernos y llegar a controlarlos.
 
El ministro de Hacienda alemán Wolfgang Schaeuble pidió disculpas ante una audiencia de Washington por haber llegado tarde a un discurso tras el encuentro del viernes del G-20. Indicó que en lo que respecta a la "reducción del endeudamiento ... tenemos algunas diferencias de opinión en todo el mundo y, francamente, esa es la razón por la que he llegado un poco tarde".