Economía

Espírito Santo afirma
que cuenta con suficiente capital y no corre peligro

El Banco Espírito Santo informó que al 31 de marzo tenía 2 mil 100 millones de euros de capital extra más allá de los mínimos regulatorios, por lo que los problemas del grupo empresarial de su familia fundadora no lo ponen en riesgo.
Reuters
11 julio 2014 8:34 Última actualización 11 julio 2014 8:35
Banco Espírito Santo

Banco Espírito Santo (Reuters)

LISBOA/LONDRES.- Las pérdidas en créditos al imperio empresarial de su familia fundadora no pondrán a Banco Espírito Santo (BES) en riesgo de que se quede sin suficiente capital, dijo el banco el jueves por la noche.

La operación de las acciones de uno de los mayores bancos de Portugal que cotiza en bolsa fue suspendida el jueves tras llegar a caer 19 por ciento ante el temor de que su exposición a las compañías del grupo controlado por el clan Espírito Santo.

El nerviosismo causado en los mercados por la crisis del banco portugués afectó a la evolución bursátil de prestamistas de otros países de la periferia de la zona euro, al tiempo que subían los tipos de interés de la deuda lusa en los mercados.


En un comunicado remitido a última hora de la noche del jueves que allanaba el terreno para que las acciones del banco volvieran a cotizar el viernes, BES trató de calmar una situación delicada.

"El Comité Ejecutivo de BES cree que las pérdidas potenciales derivadas de la exposición a Espírito Santo Group no comprometen el cumplimiento de los requisitos regulatorios de capital", dijo el banco, que añadió que tenía 2 mil 100 millones de euros de capital extra más allá de los mínimos regulatorios, según datos del 31 de marzo.

Este colchón incluye los mil 45 millones de euros captados a través de una ampliación de capital en junio, una operación que hizo que la familia Espírito Santo perdiera el control del banco y su patriarca, Ricardo Espírito Santo Salgado, dejara la dirección de la entidad.

Sin embargo, las preocupaciones por la situación financiera aumentaban ante la señales de tensión en otras empresas del imperio Espírito Santo.

El jueves, Espírito Santo Financial Group, que tiene una participación del 25 por ciento en BES y es su mayor accionista, pidió que las acciones se suspendieran el jueves debido a "dificultades materiales" en su propio accionista mayoritario, Espírito Santo International (ESI).

BES dijo el jueves por la noche que está "esperando la publicación del plan de reestructuración de Espírito Santo Group con el fin de evaluar las posibles pérdidas relacionadas con su exposición". Se espera que éste se entregue en breve.

El comunicado del banco también daba un desglose muy detallado de su exposición a otras empresas del grupo Espírito Santo, pero revelaba niveles ligeramente más altos de exposición que los anunciados en una teleconferencia el 30 de junio.

Las últimas revelaciones situaban la exposición total de BES a Rio Forte (un holding propiedad de ESI), ESFG y sus filiales en mil 150 millones de euros al 30 de junio.

En la conferencia del 30 de junio, la cifra ascendía a 980 millones de euros de exposición a Rio Forte y ESFG.