Economía

Es insuficiente sólo combatir al narco,
afirma Coparmex

Juan Pablo Castañón señaló que si no se aplica una estrategia
de reconstrucción y fortalecimiento económico e industrial, las reformas no tendrán un impacto positivo total en el país.
25 febrero 2014 10:44 Última actualización 25 febrero 2014 11:28
Juan Pablo Castañón

Necesaria reestructuración a gran escala, afirma Juan Pablo Castañón./(Cuartoscuro)

CIUDAD DE MÉXICO.- El sector privado aplaudió al gobierno por el golpe que le dio al narcotráfico, pero ahora lo apresura para elaborar una estrategia integral que ayude a bajar la inseguridad en algunas regiones, aseguró Juan Pablo Castañón, presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex).

En estas zonas, indicó, aún prevalecen altos índices de secuestro y extorsión, economías ilegales y criminales, así como la ausencia absoluta del Estado de derecho, 

De acuerdo con cifras de la Secretaría de Salud, la inseguridad en el país tiene un costo de 1.3 por ciento en el Producto Interno Bruto (PIB), esta cifra "ya es mayor a lo que creció el país en 2013", y que fue de 1.1 por ciento, comentó Castañón.


El 1.3 por ciento que cuestan robos, secuestros, extorsiones, entre otros delitos, significan alrededor de 215 mil millones de pesos, "que pudieran haberse destinado a solventar otras necesidades urgentes del país como el combate a la pobreza, la inversión en infraestructura o el impulso a la calidad educativa", dijo.

Indicó que por todo eso, la mayoría de los analistas del sector privado considera a la inseguridad, como el principal factor que puede obstaculizar el crecimiento de la economía en los próximos meses.

RECONSTRUCCIÓN INTEGRAL

En su mensaje semanal, el líder del sindicato patronal insistió en que resulta urgente iniciar un proceso integral de reconstrucción económica y fortalecimiento institucional; no sólo en las regiones donde impera la violencia, sino prácticamente en todo el país.

Sentenció que el efecto positivo de las reformas puede diluirse si no somos capaces de lograr la plena recuperación y restauración del Estado de Derecho que es donde hace falta.

Anotó que todavía hay muchas regiones en el país, donde las personas se preocupan a diario por su seguridad, en lugar de ocuparse en innovar y crear condiciones de desarrollo para sus familias y para sus propias comunidades.

Dijo que ese el efecto más importante del crimen sobre el crecimiento de nuestro país, porque reduce la inventiva y el progreso de las regiones en donde el crimen opera impunemente