Economía

Erosionadas, las ventajas del TLCAN; urge mejorarlo

01 febrero 2014 3:44 Última actualización 02 enero 2014 5:1

[El sector automotriz ha sido uno de los más beneficiados por el Tratado de Libre Comercio. / Archivo]  


 
Isabel Becerril

Aunque en los 20 años del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) las exportaciones mexicanas crecieron más de 400 por ciento, los mayores beneficios se concentraron en los sectores eléctrico, electrónico y automotor, pero las ventajas que, en general se obtuvieron en su momento han quedado erosionadas, de acuerdo con representantes del sector privado.
 
 
Más de 70 por ciento de las exportaciones manufactureras del país a Estados Unidos están en tres partidas: eléctricos, automotriz y autopartes, plantearon los investigadores y coordinadores del Monitor de la Manufactura Mexicana de la UNAM, Samuel Ortiz Velásquez y Enrique Dussel Peters.
 
 
Tan sólo en la mayor parte de 2013, el 53 por ciento de las exportaciones fueron de la cadena autopartes-automotriz, aseguraron.
 
 
El presidente del CMHN, Claudio X. González, señaló que el acuerdo trilateral ha dejado un saldo positivo en la balanza comercial de México con sus socios Estados Unidos y Canadá; sin embargo en estos 20 años, en que se han celebrado más de una decena de acuerdos similares con otros países, las ventajas iniciales se han ido erosionando para México, por la pérdida de competitividad de nuestra economía.
 
 
Aseguró que el TLCAN ha tenido un “tremendo éxito”, aunque también es “obvio que puede ser mejorado, para “lograr que las fronteras de los países que integran el acuerdo trilateral sean más productivas, inteligentes y modernas.
 
Comentó que los empresarios de México, Estados Unidos y Canadá, están solicitando a los tres gobiernos que hagan más eficientes las fronteras, “queremos que sean más rápidas, para poder a la vez mejorar la competitividad y productividad de los tres países y para que no se pierda la ventaja de que la región de América del Norte, geográficamente es la más privilegiada del mundo”.
 
 
Juan Pablo Castañón Castañón, presidente de la Coparmex, explicó que la incursión de China en la Organización Mundial de Comercio ha erosionado las ventajas de México en más de una manera, por un lado, está el atractivo en materia de inversión extranjera con el que cuenta China y por el otro, se encuentra la competencia que hoy en día representa el país asiático para México en el mercado estadounidense.
 
 
Las exportaciones mexicanas totales crecieron 472 por ciento en las últimas dos décadas, al pasar de 60 mil 882 millones de dólares a 348 mil millones de dólares, mientras que la Inversión Extranjera Directa (IED) aumentó de 8 mil 186 millones de dólares en 1994 a 28 mil 234 millones de dólares, al tercer trimestre de 2013, lo que significó un repunte de 245 por ciento, de acuerdo con cifras de Banco de México.
 
 
Las ventas comerciales a la región de América del Norte sumaron 257 mil millones de dólares de enero a octubre de 2013, lo que significó un aumento de 495 por ciento, respecto de igual lapso de 1994.
 
 
Las exportaciones a Estados Unidos crecieron 493 por ciento en los primeros 10 meses de este año, frente a igual lapso de 1994, al pasar de 42 mil millones de dólares a 248 mil 242 millones de dólares, mientras que a Canadá se incrementaron de mil 311 a 8 mil 603 millones de dólares, respectivamente, lo que significó un alza de 556 por ciento.
 
 
 
 
Industria del vestido pide flexibilidad

 
La industria del vestido fue uno de los sectores ganadores hace 20 años cuando se firmó el TLCAN, pero conforme han transcurrido los años los empresarios del sector han perdido preferencias arancelarias para exportar y desde 2010 han pedido flexibilidad en las reglas de origen.
 
 
De acuerdo con la Cámara Nacional de la Industria del Vestido (Canaive), no hay disponibilidad de fibra, hilo o telas dentro de la región de América del Norte, por tanto, esos productivos tienen que obtenerlos fuera de la zona del TLCAN.