Economía

Empresas voltean hacia personal de 50 años

Los trabajadores mayores de 50 años son más valorados que los jóvenes en el mercado laboral debido a su amplia experiencia, la cual es más solicitada en sectores como el comercial, energético y comunicaciones, que toman en cuenta la disposición para conservar el empleo que ofrecen quienes rebasan la cincuentena.
Zenyazen Flores
19 abril 2015 23:48 Última actualización 20 abril 2015 6:56
Empleo

El mercado laboral en el país está aprovechando más el talento humano mayor de 50 años. (Cuartoscuro)

CIUDAD DE MÉXICO.- La tendencia de las empresas por contratar trabajadores mayores de 50 años ha aumentado en los últimos años, debido a que se trata de personas con amplia experiencia laboral, lo cual permite a las organizaciones reducir costos de capacitación y evitar la rotación de personal joven. En contraste, el empleo para los trabajadores de menor edad ha crecido a un menor ritmo.

Especialistas de Michael Page, Manpower y Adya, coincidieron en que el mercado laboral valora el talento de las personas mayores de 50 años, pero son los sectores más especializados los que demandan más este tipo de personal.

La industria es una alta reclutadora de trabajadores adultos en los sectores de energía y telecomunicaciones, y en el comercio las áreas relacionadas con ventas son contratantes de este segmento.

En los sectores especializados se contrata a personal experimentado en mandos medios y en áreas como el comercio, en niveles operativos. Datos del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) indican que en 2014 el bloque poblacional que reportó el mayor incremento fue el de los asegurados de 60 a 69 años, que creció 7 por ciento y el de 50 a 59 años, con 6.9 por ciento.



En tanto, los trabajadores menores de 39 años tuvieron las tasas más bajas, ya que el grupo de 20 a 29 años creció 4 por ciento y el de 30 a 39 años, 3.1 por ciento.

En 2013 la tendencia fue similar, el grupo que tuvo mayor crecimiento fue el de 50 a 59 años, con 6 por ciento y el de 60 a 69 años con 4.9 por ciento; y el de 20 a 29 años fue el de menor crecimiento con 1.9 por ciento.

Datos del INEGI muestran que la población ocupada de 50 a 59 años reportó una tasa de crecimiento anual de 3.4 por ciento al cuarto trimestre de 2014, que es la más alta respecto de grupos de edad menores, o de 15 a 49 años.

En cambio, los grupos de 20 a 29 y 30 a 39 años, reportaron decrementos a tasa anual de 2.4 y 0.79 por ciento, respectivamente entre 2013 y 2014.

Al cierre de 2014, había 7 millones 452 mil 339 personas ocupadas de 50 a 59 años, que representan 15 por ciento de la población ocupada total. Este dato es mayor al 14.4 por ciento del total ocupado que representaron en 2013, del 13.5 por ciento de 2010 y del 12.3 por ciento observado en 2005.

Los expertos en recursos humanos coincidieron en que si bien las capacidades tecnológicas de los jóvenes son muy deseables, las personas con mayor edad ofrecen además de experiencia, más disposición para conservar su empleo, lo cual es valorado por sectores de mayor especialización como el energético y de telecomunicaciones.

Cédric Trantoul, gerente Ejecutivo de Michael Page, explicó que las empresas comienzan a tener una cultura de no discriminar por edad al momento de contratar, pues por lo general valoran el conocimiento técnico de los profesionales.

“Lo que observamos es que la experiencia y el sueldo pueden estar ligados a una cierta edad y cuando yo tengo una necesidad con una compañía lo que busco primero es la experiencia profesional (…) De puestos de dirección hacia arriba sí buscan personas con mucha experiencia, entonces ahí sí están muy ligados a la edad”, comentó.

Mercedes de la Maza, gerente de Responsabilidad Social de Manpower y Directora Ejecutiva de Fundación Manpower, señaló que los salarios pueden ser mejor remunerados para los trabajadores mayores, “cuando postulas una vacante y pides cinco años de experiencia, no le das a un joven recién egresado el puesto, por lo regular el sueldo va en relación al beneficio que vas a tener como empresa al contratar a esa persona”.

Con la contratación de trabajadores mayores, la productividad sube porque la rotación cae, agregó De la Maza. “Las personas se vuelven más leales a la empresa que les dio la oportunidad y al darse cuenta de la dificultad laboral, ya no están tratando de moverse por 300 pesos más, ellos saben que es difícil encontrar empleo y ya han tenido 3 o 4 empleos antes”.

La firma Adya consideró que “muchas empresas buscan talento joven por sus capacidades, disponibilidad de tiempo y habilidades tecnológicas; sin embargo, es un arma de doble filo, pues la constante búsqueda de una mejor oportunidad propicia la rotación de personal y en consecuencia llega la crisis de capital humano que se refleja en el rendimiento y los resultados”.