Economía

El peso con la mayor apreciación real en el mundo en 8 meses

12 febrero 2014 5:25 Última actualización 26 marzo 2013 6:35

[Bloomberg] El comportamiento contrasta con la caída del yen, la libra y el dólar. 


 
Esteban Rojas H
 
El ciclo de apreciación del peso de julio del 2012 a febrero del presente año, acumuló un avance de 11.0%, de acuerdo al índice del tipo de cambio real calculado por el Banco de Pagos Internacional, convirtiéndolo en el mayor aumento en el mundo en dicho periodo, de una canasta de 61 monedas y divisas referenciales.
 
El índice del tipo de cambio real todavía podría subir fuertemente en marzo, considerando que la moneda nacional lleva acumulada una ganancia de 3.07% en términos nominales y por el  repunte de la inflación en nuestro país. El peso presenta un avance nominal de 13.90% de junio del año pasado al cierre del lunes.
 
De acuerdo al Banco de Pagos Internacional (BIS) por sus siglas en inglés, el índice de tipo de cambio real para México se ubicó en el pasado febrero en 101.28 puntos, el mayor desde el 103.71 de julio del 2011, esto es en 19 meses.
 
El cálculo del índice del tipo de cambio real elaborado por el BIS, el banco central de los bancos centrales, incorpora los diferenciales de inflación entre los países y la participación de cada uno de ellos en el comercio internacional. El año base de cálculo es el 2010 igual a 100.
 
El Índice real para el peso lleva dos meses consecutivos por arriba de la barrera de los 100 puntos, entrando en un terreno peligroso. Desde finales del 2008, la moneda nacional ha registrado un importante ajuste a la baja cercano a los 104.0 puntos.
 
Cabe destacar que el índice del tipo de cambio real para la moneda nacional alcanzó uno de sus puntos más altos en 113.81 previo a la crisis inmobiliaria de finales del 2008, originada en los Estados Unidos, que llevó al peso a una fuerte caída, al registrar el tipo de cambio un máximo histórico de 15.49 pesos por dólar, el 9 de  marzo del 2009.
 
Las diferenciales de tasas a favor de México y sus mejores fundamentales, originaron una avalancha de recursos al mercado nacional de deuda gubernamental, que dio paso a un fuerte ciclo de apreciación de la moneda nacional.
 
En los últimos meses la posición relativa de nuestro país se ha visto mejorada por una oleada de reformas estructurales y la expectativa de una modificación favorable en la calificación de deuda soberana, lo que ha contribuido aumentar la confianza en el peso. Esta situación podría modificar el umbral en donde en los últimos tiempos se ha dado una corrección a la baja.
 
Existente algunos focos amarillos en el horizonte, dado que una fortaleza del peso en condiciones de una alicaída económica mundial, particularmente de los Estados Unidos, pueden contribuir a reducir la competitividad del sector exportador de nuestro país.
 
La fortaleza del peso, contrasta con el desempeño del índice del tipo de cambio real de divisas como el yen, la libra y el dólar, los cuales han bajado en 19.0, 3.1 y 2.9%, en los últimos 10 meses, en contraste con el incremento de 11.0% observado en la moneda nacional.