Economía

El dólar, rumbo a los 11.80 pesos

12 febrero 2014 4:32 Última actualización 13 mayo 2013 7:57

[Bloomberg] Expectativa de que las reformas atraerán más IED. 


 
Clara Zepeda / Eduardo Jardón
 
A raíz de que la percepción sobre México es positiva, la apreciación del peso no sólo rondará los niveles de 2011, sino que podría extender su tendencia de fortalecimiento a lo largo del año.
 
Georgina Muñiz, analista de Intercam Casa de Bolsa, prevé que una vez que se rompió la barrera psicológica de 12 pesos la semana pasada, el tipo de cambio tenderá a buscar los niveles de cotización de 2011, lo que significa un fortalecimiento a la zona de 11.50 en los próximos meses, y todo apunta para que en los siguientes días se dirija a buscar la banda de 11.80.
 
Con el aumento de calificación crediticia al gobierno federal mexicano por parte de Fitch Ratings, y la presentación de la reforma financiera, que no sólo es importante por el impulso que pudiera representar para el crecimiento económico, sino también porque marca el regreso a la mesa de negociaciones del Pacto por México, el tipo de cambio alcanzó niveles mínimos de 11.94 por dólar.
 
A pesar de que el jueves 9 de mayo el tipo de cambio spot se ubicó por debajo de 12 pesos por dólar -en 11.9599, su menor nivel desde el 3 de agosto de 2011-, el viernes 10 de mayo se depreció 13.87 centavos (1.16%) y se colocó en 12.0986 unidades, 4.14 centavos más que su cierre de una semana antes.
 
Durante el viernes, el peso se mostró débil frente al dólar, al aproximarse a 12.17 unidades por primera vez en cinco sesiones, aunque ese desempeño también fue observado por las demás divisas en el mercado cambiario, lo que indica una posible toma de utilidades por parte de los inversionistas.
 
"Esto sugiere que el peso continuará observando una alta volatilidad, pues aún no se encuentra en un periodo de estabilización", apuntó Gabriela Siller, directora de Análisis Económico-Financiero de Banco Base.
 
"El tipo de cambio, con todo y el fortalecimiento de los meses recientes, aún está 20% arriba de los niveles previos a la crisis financiera de 2008, por lo que hay margen para una apreciación considerablemente mayor, de ahí que podría extender la tendencia positiva hasta los 11 pesos por dólar a lo largo de 2013", agregó Muñiz.
 
¿Upgrade de S&P?
 
Añadió que la percepción es positiva para el país, tanto de corto plazo, por la llegada de inversión extranjera de cartera, como de largo plazo, por la expectativa de que las reformas traigan consigo un aumento significativo en la inversión extranjera directa (IED).
 
Además, los mercados financieros esperan que Standard & Poor's, más tarde que temprano, eleve la calificación soberana de México, actualmente para esta firma en BBB, y se empareje con la nota que otorgan Moody's y Fitch.
 
La posibilidad de que se logren otras reformas, como la energética y la fiscal, seguirá propiciando la entrada de inversionistas extranjeros al mercado mexicano, fortaleciendo la paridad del peso frente al dólar.
 
En este entorno, "no descartamos la posibilidad de que la Comisión de Cambios pueda anunciar la reactivación del mecanismo de opciones para vender dólares al Banco de México, probablemente hacia el cierre del mes", pronosticó Arturo Espinosa, director de Servicios de Análisis de Santander.
 
Esta institución financiera estima que el tipo de cambio podría establecer un nuevo piso en 11.85 pesos por dólar y un máximo en 12.15.
 
Analistas de Valmex destacaron que los fundamentos del tipo de cambio son sólidos, resultado de un pequeño déficit comercial al primer trimestre, la ausencia de problemas de financiamiento, un amplio diferencial en las tasas de interés entre Estados Unidos y México, y la fuerte entrada de capitales del exterior.
 
Indicaron que en la fortaleza del peso también influyen las expectativas sobre las reformas estructurales.
 
Por último, estimaron que el peso podría seguir fortaleciéndose frente al dólar por mayores flujos de inversión y por el avance en las reformas.
 
Con información de El Financiero Diario.