Economía

Egipto no está avanzando para lograr préstamo del FMI

12 febrero 2014 5:8 Última actualización 14 abril 2013 12:41

 [Reuters] Un préstamo por 4,800 mdd lo ayudaría a combatir una profunda crisis económica, pero no es probable que se alcance en el corto plazo. 



Reuters

El Cairo.- Egipto no ha avanzado en los términos impuestos por el Fondo Monetario Internacional para obtener un préstamo por 4,800 millones de dólares que lo ayudaría a combatir una profunda crisis económica, por lo que no es probable que se alcance un acuerdo en el corto plazo, dijeron diplomáticos el domingo.

Estos dichos se dan a conocer en momentos en que un equipo del organismo internacional se encuentra en El Cairo.

La misión del FMI tiene previsto dejar la capital egipcia el martes después de casi dos semanas de conversaciones. Las negociaciones podrían continuar al margen de unas reuniones que sostendrán funcionarios del FMI esta semana en Washington, dijeron los enviados.

El programa del FMI podría ayudar a estabilizar la economía de Egipto, que se encuentra sumida en una profunda crisis desde el derrocamiento del ex presidente Hosni Mubarak en el 2011, desbloqueando hasta 15,000 millones de dólares en ayuda e inversiones para mejorar un alicaído clima de negocios.

Sin embargo, los diplomáticos y los políticos del país dicen que el presidente Mohamed Mursi aún no ha aprobado los necesarios aumentos de impuestos y unos recortes a los subsidios tras un acuerdo alcanzado a principios de diciembre con el FMI.

"La misión dijo que está esperando que el gobierno presente la hoja de ruta en relación con las reformas del sistema económico", dijo a Reuters Abdullah Badran, miembro del partido islamista de línea dura Nour, tras reunirse con el equipo del FMI.

Un portavoz de la oficina del presidente se negó a comentar sobre si Mursi ha dado luz verde a un acuerdo.

Un diplomático occidental dijo que después de asegurar los 5,000 millones de dólares en la financiación provisional desde Qatar y Libia la semana pasada, Egipto ya no siente la misma sensación de urgencia por concluir las negociaciones con el FMI.

La economía de Egipto se ha deteriorado significativamente en el último tiempo. El turismo y la inversión se han reducido debido a la agitación política en el país más poblado del mundo árabe, donde el 40 por ciento de los 84 millones de habitantes vive con menos de 2 dólares al día.

El déficit presupuestario previsto se ha elevado a cerca de un 11 por ciento en el año fiscal que termina en junio. Asimismo, las reservas de divisas se han reducido a menos de lo necesario para cubrir tres meses de importaciones y el país sufre escasez de combustible.

La delegación del FMI ha estado llevando a cabo conversaciones en El Cairo desde el 4 de abril, revisando un programa económico que incluye entre otras cosas una reforma gradual de los subsidios a los combustibles, que le cuesta al Estado el 21 por ciento del presupuesto.