Economía

Diferencial de tasas a favor de México se desploma

12 febrero 2014 5:26 Última actualización 12 marzo 2013 10:5

  [Arturo Monroy] La cifra se ubica en 290 puntos base, la menor brecha desde julio de 2007. 


 
Esteban Rojas H.

 
El alza de las tasas de bonos del tesoro norteamericano y la existencia de sus similares en nuestro país en cerca de mínimos históricos, ha tendido a cerrar la brecha entre ambos a un nivel no visto desde el 25 de julio del 2007.

 
El diferencial de tasas del denominado bono M a 10 años en México y su semejante en los Estados Unidos es de 290 puntos base, el menor en casi 5 años y muy por debajo de los 359 puntos prevalecientes apenas el pasado 8 de enero.
 
El cierre del diferencial de tasas obedece principalmente a factores externos e internos.

 
La señales de mejoría en la principal economía del mundo ha llevado a que las tasas de interés presenten un tono alcista, aunque es posible que dicha tendencia se pueda ver limitada, debido a que todavía existen marcados claroscuros en la cifras sobre la actividad productiva.

 
La percepción de algunos participantes de los mercados, en cuanto a que el próximo paso de la Reserva Federal de los Estados Unidos será el comienzo del retiro de los estímulos monetarios, todavía tardará tiempo en cristalizarse.

 
En lo interno, la expectativa cumplida de que el Banco de México bajaría su tasa de referencia, hizo que en las pasadas semanas los participantes demandaran una mayor cantidad de bonos, para ‘amarrar’ un mejor rendimiento, lo que contribuyó a que las tasas de interés de largo plazo alcanzaran mínimos históricos.

 
La medida de bajar la tasa objetivo podría ser insuficiente para detener la avalancha de flujos de capitales del exterior a México dado que, a pesar de la disminución del diferencial de tasas de interés, todavía resulta atractivo.

 
Por otro lado, es posible que en el corto plazo las tasas de interés en México hayan tocado fondo y que una toma de utilidades pueda, incluso, provocar un repunte.

 
En lo externo, es posible que las tasas de los bonos norteamericanos, puedan ver limitado su alza, debido a que la recuperación de la economía de los Estados Unidos todavía puede presentar un bajo perfil.
 

En otro frente, en la subasta primaria de valores gubernamentales número 11 del año, probablemente prevalezca un resultado a la baja.

 
El rendimiento de los Cetes a plazo de 28, 91 y 175 días podría experimentar reducciones generalizadas.

 
La tasa del denominado bono M a 3 años, con vencimiento en junio del 2016, posiblemente presente una caída de cerca de 0.04 puntos.

 
Por su parte, el Udibono a 3 años, probablemente su tasa pueda verse reducida en 0.03 puntos.

 
Hasta el próximo martes.