Economía

Deuda de Italia supera los 2 billones euros

13 febrero 2014 5:2 Última actualización 14 diciembre 2012 11:44

 

Reuters
 
 
La deuda pública de Italia superó los 2 billones de euros (bde), alrededor de 2.6 billones de dólares, por primera vez en octubre, lo que resalta la fragilidad de las finanzas estatales pese a las medidas de austeridad tomadas por el Gobierno de Mario Monti.
 
 
La deuda se incrementó a 2,015 bde, alrededor de 2.64 billones de dólares, desde los 1,995 bde en septiembre, dijo el viernes el Banco de Italia, en una constante tendencia al alza vista durante buena parte del año.
 
 
El aumento de la deuda por sobre el umbral simbólico de 2 bde será una noticia desalentadora para el primer ministro Monti, en caso de que considere postularse como candidato a las elecciones nacionales que se esperan en febrero.
 
 
Su predecesor, Silvio Berlusconi, ha criticado al ex comisario europeo por el estado de la economía y el partido de centro-izquierda PD, que se espera gane las elecciones, también dice que la austeridad aplicada por Monti no está funcionando.
 
 
"Queremos reducir la deuda, pero estas políticas de austeridad no son el camino correcto porque la deuda está subiendo en todas partes", dijo el portavoz de economía del Partido Democrático (PD), Stefano Fassina, a Reuters.
 
 
La economía ha estado al borde de la recesión en el último año y medio, en momentos en que la deuda se está incrementado rápidamente.
 
 
El porcentaje de deuda respecto del Producto Interno Bruto (PIB), que se encuentra en un estimado del 126.4% este año, es el segundo más alto después de Grecia en la eurozona, luego del nivel del 130% del PIB en el 2011 que fue heredado por Monti de manos de Berlusconi.
 
Calmar a los mercados financieros y reducir la deuda eran las dos principales tareas que asumió Monti al reemplazar al desacreditado Berlusconi, cuando los rendimientos de los bonos italianos llegaron a los máximos niveles en medio de la crisis de la eurozona.
 
 
Sus decisivas medidas de austeridad y estilo más autoritario han ayudado a reducir los costos de financiamiento de Italia, pero la deuda no ha mostrado señales de disminuir.
 
 
La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) proyectó el mes pasado que la deuda pública italiana continuará subiendo hasta alcanzar el 132.2% del PIB en el 2014.
 
 
Las alzas de impuestos implementadas por Monti cuando asumió el poder el año pasado han profundizado la recesión y el déficit presupuestario ha caído mucho menos de lo previsto en proporción al PIB.