Economía

Banca tiene débil arranque de año
en financiamiento

En enero de 2017, el financiamiento de la banca comercial al sector privado redujo a 7.9 por ciento su expansión, derivado de un menor dinamismo en la actividad económica del país.
Thamara Martínez
28 febrero 2017 9:54 Última actualización 01 marzo 2017 5:5
Banorte

la moderación en las tasas de crecimiento en el crédito bancario responde en parte a una base de comparación alta de 2016. (Bloomberg)

El financiamiento de la banca comercial inicio el año con una fuerte desaceleración en su ritmo de crecimiento, principalmente en la cartera empresarial.

Durante más de un año el financiamiento al sector privado avanzó a tasas de doble dígito, pero en enero redujo su expansión a 7.9 por ciento anual, en términos reales, la tasa más baja en cerca de año y medio.

El financiamiento a las empresas reportó el crecimiento más bajo en casi dos años al reportar un avance de 8.5 por ciento, desde el 14.6 por ciento del mes previo. En los hogares el crecimiento fue de 6.1 por ciento, el menor en año y medio.

Esto ocurre en medio de ajustes a la baja en los pronósticos de crecimiento económico en México para el presente año. El consenso de analistas prevé que en 2017 el Producto Interno Bruto (PIB) avance a un ritmo de 1.5 por ciento, por debajo del 2.3 por ciento reportado en 2016.

El crédito continuará impulsado por la creación formal de empleo, pero a un menor ritmo que el observado el año anterior


Los recortes en las previsiones se deben principalmente a la expectativa de menores flujos de inversión productiva, ante la incertidumbre en la relación comercial de México con Estados Unidos, que ha propiciado que algunas empresas detengan o pospongan sus proyectos de inversión.

A esto se suma el aumento en las tasas de interés que ha encarecido el costo del crédito y por otra parte está el declive en la confianza de las empresas y de los consumidores, lo que apunta a un menor dinamismo del mercado interno.

Francisco Flores, analista económico de Banorte-Ixe, precisó que la moderación en las tasas de crecimiento en el crédito bancario responde en parte a una base de comparación alta de 2016.

Aún con ello, adelantó que el desempeño de este sector será mejor que el de otros sectores de la economía. “Consideramos que el crédito bancario continuará impulsado por la creación formal de empleo, pero a un menor ritmo que el observado el año anterior”, afirmó en un reporte sobre el tema.

“Vimos una ligera moderación en el crédito total, pero rubros importantes todavía siguen fuertes, no obstante la coyuntura actual y de la confianza de los consumidores que hemos visto que se ha deteriorado”, mencionó Mariana Ramírez, analista económico de Banco Ve por Más.

Dijo que la moderación no necesariamente obedece a una cuestión coyuntural, sino a efectos típicos del mes. “Si lo ves a tasa anual , en el crédito de consumo la tasa de crecimiento de enero comparado con el mismo mes del año anterior es aproximada. Pareciera que el comportamiento de enero es bastante similar y que no es algo de qué preocuparse”, apuntó.

HOGARES SE ENDEUDAN MENOS
La cartera vigente de crédito al consumo registró el crecimiento más bajo en más de un año. Este segmento observó un alza de 6.6 por ciento respecto al arranque de 2016, revelando el incremento más moderado en 15 meses.

El crédito en tarjetas de crédito fue el más rezagado, ya que reportó un aumento de 4.1 por ciento, el más bajo en desde mayo del año pasado. En créditos personales se redujo el ritmo de crecimiento a una tasa de ocho por ciento, la más baja en 16 meses.

Empero, la mayor desaceleración se observó en los créditos de nómina, que al crecer siete por ciento en el año alcanzaron la mínima tasa de crecimiento en la historia de la serie, disponible a partir de febrero de 2012.

En vivienda el saldo de la cartera crediticia aumentó 5.6 por ciento, ubicándose como el dato más discreto desde diciembre de 2014. Los créditos para adquirir viviendas de interés social continuaron a la baja, acumulando 21 meses de descensos. Aunado a ello el financiamiento para viviendas de tipo residencial moderó su avance a la menor tasa en cerca de tres años.

En un reporte reciente, analistas de BBVA indicaron que el menor ritmo de crecimiento en el crédito a empresas puede estar asociado a la desaceleración en la economía y por efectos del tipo de cambio, mientras que en el consumo es por la cautela de los consumidores.

credito
: