Economía

Crece la amenaza de la quiebra de Grecia, alerta el Bundesbank

El Banco Central de Alemania advirtió que el gobierno griego debe llevar a cabo lo antes posible las reformas económicas y de política financiera para crear una base sólida para las finanzas públicas.
Notimex
18 mayo 2015 11:21 Última actualización 18 mayo 2015 11:44
Grecia (Bloomberg/Archivo)

Grecia (Bloomberg/Archivo)

BERLÍN.- La situación financiera y económica de Grecia es altamente preocupante y el país está amenazado en forma aguda por la quiebra del Estado, informó hoy el Bundesbank en su informe mensual que dio a conocer en Frankfurt.

Tanto el Estado griego como los bancos solamente cuentan actualmente con financiamiento porque están usando los créditos de la Ayuda para la Liquidez de Emergencia (Emergency Liquidity Assistance) que son aportados por el Banco Central griego. Sin embargo, esos créditos son muy caros.

El gobierno de izquierda de Alexis Tsipras continúa sin presentar los paquetes de reformas que son necesarios para sanear la economía griega y el gasto público, por lo que ni el Banco Central Europeo ni la Comisión de la Unión Europea ni el Fondo Monetario Internacional (FMI) podrán otorgarle un tercer paquete de ayuda financiera.

El Bundesbank, el Banco Central de Alemania, advirtió que el gobierno griego debe de llevar a cabo a la brevedad posible las reformas económicas y de política financiera que son necesarias con el fin de crear una base sólida para las finanzas públicas.

La institución monetaria puntualizó que el gobierno griego debe presentar propuestas adecuadas, aplicar los acuerdos ya asumidos con el fin de evitar la insolvencia del Estado, que traería consigo severas consecuencias para el país.

El otorgamiento a Grecia de más ayudas financieras depende de la presentación por parte de Atenas de un amplio programa de reformas, según lo estipularon el Banco Central Europeo y el Fondo Monetario Internacional.

Si esa condición se cumpliera, el país podría echar mano de siete mil 200 millones de euros del actual programa de ayuda, que están bloqueados.

Los bancos griegos no están recibiendo dinero fresco procedente del Banco Central Europeo y el Estado griego no tiene acceso a los mercados internacionales de capital. Al mismo tiempo, empresas y ciudadanos sacan sus recursos del país ante el incierto futuro de Grecia.

Con los caros créditos de la Ayuda para la Liquidez de Emergencia, el Banco Central de Grecia está “tapando los hoyos” que deja esa salida de capitales.

El Bundesbank consideró que los gobiernos y parlamentos de los otros países miembros de la Unión Monetaria son los únicos que pueden decidir sobre las ayudas financieras, y no los bancos centrales.

El Bundesbank asentó en su reporte mensual su percepción de que el gobierno griego se ha metido solo en la grave situación actual.

Puso de relieve que las perspectivas económicas y financieras de Grecia habían mejorado en forma clara para fines de 2014 porque después de un duro proceso de ajuste, el crecimiento del país se reinició.