Economía

Confianza de inversores alemanes retrocede inesperadamente

Preocupaciones sobre una posible desaceleración del ritmo de recuperación de la economía estadounidense y las perspectivas de los mercados emergentes afectaron las expectativas llevaron a la confianza a su menor nivel desde noviembre.
Reuters
18 febrero 2014 8:39 Última actualización 18 febrero 2014 8:40
Etiquetas
 [Bloomberg] La tasa de desempleo de Alemania se mantuvo estable en un 6.9% en diciembre del 2012, con 2,942 millones de personas sin trabajo. 

[Bloomberg] La tasa de desempleo de Alemania se mantuvo estable en un 6.9% en diciembre del 2012, con 2,942 millones de personas sin trabajo.

MANNHEIM, Alemania.- La confianza de analistas e inversores alemanes cayó en febrero debido a preocupaciones de que se desacelere el ritmo de recuperación económica en Estados Unidos y cierto temor por las perspectivas económicas de los mercados emergentes a mediano plazo, según un sondeo difundido el martes.

El índice mensual de confianza económica del centro de estudios ZEW, con sede en Mannheim, bajó este mes a 55.7 desde 61.7 de enero, situándose por debajo de las previsiones de un sondeo previo, que apuntaban a que se mantendría estable. Fue la menor lectura desde noviembre.

Pero el presidente de ZEW, Clemens Fuest, dijo que el declive "no debe ser exagerado" dado que la mayoría de los participantes en el sondeo aún estaban optimistas y los economistas también advirtieron en contra de darle demasiada importancia a la baja del índice.


"Aunque el índice de ZEW tiene un buen historial como vaticinador de puntos de inflexión económicos, el declive más reciente no apunta a un cambio en la dirección de la trayectoria económica aún", afirmó Christian Schulz, economista senior de Berenberg Bank.

"Los factores negativos deberían ser temporales. El retroceso equilibrado del optimismo en las regiones muestra que las turbulencias en los mercados emergentes en enero afectaron el optimismo", agregó.

Las razones del declive incluyeron la incertidumbre provocada por recientes datos de empleo de Estados Unidos y preocupaciones sobre las perspectivas para China, afirmó ZEW.

Otro factor fue una decisión de la Corte Constitucional de Alemania de referir el programa de compras de bonos del Banco Central Europeo a la Corte Europea de Justicia, sostuvo.

Sin embargo, una evaluación sobre las condiciones actuales fue un punto brillante en la encuesta. Una medición independiente sobre esa lectura subió a 50.0 desde 41.2 en enero, y superó el pronóstico consensuado de 44.0.

Otros indicadores de confianza recientes han mostrado un panorama alentador para la economía alemana, con consumidores en su punto más optimista en más de seis años y un incremento de la confianza de las empresas.

Pero algunos economistas han advertido que la economía germana no está desempeñándose tan bien como sugerirían algunos sondeos y datos duros recientes han sido algo flojos. Las exportaciones, la producción industrial y los pedidos cayeron en diciembre.

La economía de Alemania, un motor de crecimiento durante los primeros años de la crisis de la zona euro, se ha desacelerado en los últimos dos años en la medida en que las exportaciones se han debilitado y algunas empresas mermaron las inversiones.

Sin embargo, el Gobierno prevé que la economía crezca 1.8 por ciento este año, más del cuádruple que en el 2013, gracias a la demanda interna.

El sondeo ZEW mostró que los inversores están más pesimistas sobre el panorama para la zona euro.

El índice se basó en una encuesta a 251 analistas e inversores llevada a cabo entre el 2 y el 17 de febrero, dijo ZEW.