Economía

Comercio del DF
prevén un duro
segundo semestre

Debido al encarecimiento de los créditos y a los ajustes de precios, los pequeños comercios de la Ciudad de México prevén que sus ventas crezcan sólo 1.5 por ciento real para la segunda mitad de este año, indicó la Canacope-DF.
Isabel Becerril
02 julio 2015 23:52 Última actualización 03 julio 2015 5:5
Comercios DF

Pequeños comercios del DF estiman que sus ventas crecerán sólo 1.5 por ciento para el segundo semestre del 2015. (Cuartoscuro)

CIUDAD DE MÉXICO.- Para el segundo semestre del 2015, el comercio en pequeño estima “un panorama difícil en ventas”, situación que se complicará con el encarecimiento de los créditos, la depreciación del tipo de cambio y ajustes de precios.

Gerardo López Becerra, presidente de la Cámara de Comercio, Servicios y Turismo en Pequeño de la Ciudad de México (Canacope-DF), dijo que todo apunta a que los negocios en pequeño cerrarán el año con un crecimiento de sus ventas de sólo 1.5 por ciento real.

Señaló que los pequeños comercios no hay palpado una mejoría real del consumo, esto se observa sólo en fechas clave como el 10 de mayo, Día del Padre o Día del Niño, por ejemplo.

López Becerra indicó que ya empezó a registrarse un encarecimiento del crédito bancario para el pequeño comercio.


Enrique Guerrero Ambriz, director general de la Canacope-DF, indicó que los comerciantes continúan quejándose de las bajas ventas, que no ven una mejoría en el mercado interno.

Señaló que a nivel “micro” el comercio se encuentra estable, pero el problema es que no hay crecimiento y las ventas del sector no avanzan, “por lo que esperamos que en la segunda parte del año la situación mejore y empiece a darse un crecimiento en la economía y una mayor inversión”.

Indicó que con el tema de las elecciones, se detuvieron las inversiones e incluso los apoyos del Instituto Nacional del Emprendedor, (Inadem), sobre todo en el tema de capacitación.

Por otra parte, al hablar sobre la aplicación del Impuesto al Valor Agregado (IVA) de 16 por ciento a los alimentos preparados, dijo que esto no afecta a los negocios en pequeño del Distrito Federal por tributar bajo el Régimen de Incorporación Fiscal, (RIF), sin embargo, si tiene un impacto para los contribuyentes y para los cautivos, mientras la informalidad sigue transitando por la “libre”.

Aseguró que las autoridades hacendarias lo que están haciendo es aplicar gravámenes a quienes ya pagan el Impuesto Especial sobre Producción y Servicios, (IEPS), por las bebidas, los cigarros; “estas personas ahora pagarán más por consumir un hot dog, un sándwich o un burrito en las tiendas de conveniencia.