Economía

Centros cambiarios dañan la imagen del sector: Maciel

12 febrero 2014 5:2 Última actualización 16 abril 2013 6:43

[Arturo Monroy]   RUMBO A LA CONVENCIÓN BANCARIA. Platicamos con el sector financiero y bancario del país. 


 
Jeanette Leyva Reus
 
La apuesta en 2013 es por el peso, al combinarse la fortaleza macroeconómica de México, que ha resistido las crisis, y el ambiente positivo de próximas reformas estructurales.
 
Mario Maciel, director general de CI Banco, consideró que la fortaleza que ha mostrado el peso frente al dólar es en respuesta a la situación financiera de México y a las perspectivas de cómo ven los mercados el riesgo país.
 
Afirmó que México se encuentra en una posición fuerte, que le permite sentar las bases para un crecimiento sostenido, lo que se ha reflejado en la fortaleza de nuestra moneda.
 
En materia financiera, dijo que se enfrenta el gran reto de que el crédito fluya a mayor ritmo a las empresas, para que pueda convertirse en un agente de crecimiento de la economía.
 
En opinión de Maciel Castro, en la próxima reforma financiera es importante que se fortalezca la seguridad jurídica en el sector cambiario, pues la proliferación de un gran número de centros cambiarios sin ninguna supervisión ha hecho que la imagen del sector se deteriore.
 
"Los centros cambiarios son un tema que está haciendo mucho daño al sector, porque por más que los quieran regular y supervisar no hay la capacidad instalada para atender a los dos mil centros que están registrados, y el número que opera es mucho mayor."
 
Estimó que la actividad profesional y habitual de compraventa de divisas debe ser una tarea del sector financiero formal.
 
"Este tema nosotros lo consideramos urgente y necesario incluir en la reforma financiera; los centros cambiarios venden sin ningún control divisas y afectan la reputación del sector y del país."
 
 
En proceso de crecimiento
 
CI Banco, la primera institución financiera verde en México, se declara listo para continuar su proceso de expansión en el sector financiero.
 
A 5 años de haber iniciado operaciones como banco, luego de ser la primera casa de cambio autorizada para transformarse, CI Banco adelanta que el siguiente paso es convertirse en grupo financiero.
 
Maciel aseguró que en su primer año de operaciones como banco verde, logró consolidar su captación y colocación, así como crecer su infraestructura, al sumar 153 sucursales y tener presencia en 28 estados.
 
El perfil de sus clientes es fundamentalmente de los segmentos A hasta C+, así como de empresas medianas y grandes; cuenta en su portafolios con más de 38,000 clientes.
 
Lo más importante, consideró, es que se ha consolidado paso a paso el negocio bancario, pues de ser una empresa monoproducto, hoy es un banco multiproductos, en el que prácticamente todas las líneas de negocio bancario nuevas son rentables y autosuficientes.
 
"Los ingresos bancarios son de 80% contra el ingreso de cambios que es nuestro origen, que es hoy de 20%, y esto nos permite afirmar que estamos haciendo banca, no somos una casa de cambio montada en una licencia bancaria."
 
El reto de la institución es consolidar más el negocio bancario, sin descuidar su origen, que es el negocio cambiario.
 
Por ello, explicó, continuarán el proceso de consolidación de su cartera de crédito, de la mano del fortalecimiento de la banca electrónica, sin olvidar el mercado cambiario, pues no quieren perder su esencia de ser un banco especialista en la compraventa de divisas.
 
Negocios sustentables
 
En estos cinco años ha seguido un proceso de crecimiento no sólo orgánico, sino también vía la compra de otros intermediarios para integrarlos a su negocio bancario y, sobre todo, adoptó el modelo de ser un banco verde.
 
"Redefinimos la banca ofreciendo productos y servicios financieros que premien el comportamiento responsable de nuestros clientes", aseguró Maciel Castro.
 
Tienen productos especiales, como la Cuenta CIBanco Verde, que no utiliza papel y efectivo, y CI Auto Verde, un crédito con una tasa de 9.9% para autos que emitan hasta 180g de CO2 por kilómetro.
 
También ofrecen asesores especialistas en negocios verdes certificados por el Centro Mexicano de Derecho Ambiental.
 
Para las empresas que tengan la certificación ISO 14000, les ofrecen el crédito corporativo verde y tienen el Fondo CI Banco para negocios sustentables, en donde contribuyen con parte de las utilidades a impulsar la creación de estos negocios.
 
La adopción de Basilea III no significó ningún problema para el banco, al contar con niveles de capitalización de 18.02%; el promedio del sistema es de 15.66%.
 
"El sistema bancario mexicano está realmente a la vanguardia en materia regulatoria, y nosotros como banco mantendremos nuestro camino de crecimiento y consolidación."
 
Información proporcionada por El Financiero Diario.