Economía

Carga de trabajo y tramitología aplazan firma de contrato de Ronda Uno

La carga de trabajo al interior de la Comisión Nacional de Hidrocarburos es uno de los factores que podrían estar detrás del aplazamiento de la firma de los contratos del consorcio ganador de la primera licitación de la Ronda Uno, la cual se pasó al 4 de septiembre.
Karla Rodríguez/Sergio Meana
19 agosto 2015 0:22 Última actualización 19 agosto 2015 5:5
Ronda Uno

La firma de los contratos de la primera licitación de la Ronda Uno fue pospuesta de este viernes al próximo 4 de septiembre. (Edgar López)

CIUDAD DE MÉXICO.- La firma de los contratos del consorcio ganador de la primera licitación de la Ronda Uno se extenderá al próximo cuatro de septiembre -en lugar de llevarse a cabo el 21 de agosto- debido a una carga excesiva de trabajo en la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) y al cumplimiento de algunos trámites, detallaron fuentes involucradas en el proceso.

Ayer Juan Carlos Zepeda, comisionado presidente de la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) explicó que la firma de los contratos de los dos bloques ganadores de la primer convocatoria de la Ronda 1 se pasaría para el cuatro de septiembre, cuestionado al finalizar su participación en el Foro de Estrategias Energéticas ¿Cómo vamos?.

Fuentes consultadas por El Financiero señalaron que la demora estaría relacionada con un exceso de carga de trabajo en la CNH y el número de trámites que deben presentarse, entre ellos el cumplimiento de estar constituídos en México.


Refirieron que en el numeral 22.2 de las bases de la licitación de la primer convocatoria se establece que la firma del contrato se firmará en la fecha que acuerden las partes.

Para que el consorcio ganador: Sierra Oil and Gas, Talos Energy y Premier Oil inicie operaciones las empresas deben estar constituidas en México y estar dedicadas exclusivamente a la exploración y extracción, lo cual “se está haciendo en este momento y todo está caminando en orden”, sostuvo Zepeda.

Agregó que las empresas están terminando de presentar todos los documentos, “junto con las actas constitutivas de las compañías mexicanas que estarán operando a partir de estos dos contratos”.
El consorcio ganador de los dos bloques de la primera convocatoria tenía que realizar la suscripción de los contratos este viernes 21 de agosto, cuando se vencía el plazo límite fijado en el calendario de la licitación.

El pasado 15 de julio se llevo a cabo la apertura de propuestas y declaraciones de ganadores de la primer convocatoria, donde el consorcio integrado por Sierra Oil and Gas, Talos Energy y Premier Oil se quedó con los únicos de contratos, de los 14 bloques licitados.

COSTOS EXTRACTIVOS BAJAN 35%
Los costos de extracción para yacimientos en aguas profundas disminuyeron casi 35 por ciento en el año, de un rango de 50 a 60 dólares a uno de entre 35 y 40 dólares por barril, lo que resulta atractivo para las empresas que quieran participar en las licitaciones petroleras, expuso Juan Carlos Zepeda Molina, Comisionado Presidente de la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) en su participación en la Reunión de Trabajo de la Tercera Comisión Permanente del Senado de la República.

Dijo que el calendario de licitaciones de la Ronda 1 se mantendrá conforme a lo previsto y será en septiembre cuando se lance el llamado de la cuarta convocatoria en aguas profundas.

Reconoció que si bien originalmente se iba a anunciar en agosto la cuarta convocatoria, se decidió postergarla por las dificultades propias de un concurso que ofrece yacimientos a más de 2 mil 500 metros bajo el nivel del mar.

Zepeda afirmó que los precios que se vislumbran como la mejor referencia para las próximas licitaciones son los de la curva de futuros del crudo, es decir los precios pactados para entregas de petróleo en 10 años, que rondan los 70 dólares.

Esto debido a que los primeros barriles de crudo de los yacimientos de aguas profundas se verán hasta dentro de 10 años.