Economía

Cambio de hábitos reduce consumo de gasolinas

Mientras que la diferencia de precios entre las gasolinas se reduce, las grandes ciudades han descubierto medios alternativos para transportarse y gastar menos en gasolina.
Sergio Meana
03 febrero 2014 22:26 Última actualización 04 febrero 2014 5:0
 [El consumo total de la gasolina Magna fue de 85% / Bloomberg] 

[El consumo total de la gasolina Magna fue de 85% / Bloomberg]

El consumo de gasolinas en el país cerró 2013 con una caída de 4.2 por ciento con 768 mil 800 barriles diarios, contra 803 mil barriles reportados en 2012, informó Petróleos Mexicanos (Pemex).

El incremento de 35 por ciento en el consumo de gasolina Premium, con 119 mil barriles diarios contra 87 mil 700 barriles de un año atrás, no bastó para que el volumen de ventas de la Magna (que es de menor costo), sucumbiera 6.6 por ciento con 667 mil 600 barriles diarios durante 2013, contra 715 mil 300 barriles un año atrás.

Al respecto, Arturo Carranza, analista de Solana Consultores, atribuyó la caída en el consumo de las gasolinas al cambio de hábitos que han tenido ciudadanos, sobretodo de las grandes ciudades, en cuanto a sus formas de transporte, derivado de los incrementos mensuales en el precio.

“De acuerdo con la Secretaría de Hacienda, el gasolinazo sí ha tenido un impacto en la demanda, es marginal pero ya se alcanza a reflejar, sobretodo en los últimos meses. Eso explica la disminución en el consumo. Descarto que la caída refleje algún efecto de la economía, las ventas de autos se han mantenido estables, con una tendencia creciente”, señaló.

En términos monetarios, para Pemex no hubo una disminución en las valor de las ventas totales de las dos gasolinas, ya que el aumento mensual de once centavos al precio por litro durante al año pasado sirvió para que las ventas totales en este rubro crecieran 9 por ciento, de 368 mil 673 millones de pesos a 404 mil 475 millones de pesos.

En este sentido, el incremento en el precio de la gasolina Premium fue de 11.6 por ciento durante el 2013, es decir, 1.32 pesos desde enero del año pasado hasta diciembre, derivado de los deslices que mantiene la Secretaría de Hacienda.

En términos monetarios el aumento en el valor de las ventas de Premium fue de 49 por ciento, al pasar de 42 mil 486 millones de pesos en 2012, a 63 mil 724 millones de pesos en la comparación contra 2013.

En solo dos años, desde el 2011 al 2013, la aportación del consumo de Premium al volumen total de gasolinas que se vende en México se ha duplicado, pues en 2011 solo se consumía 8 por ciento de gasolina Premium, mientras que en 2013 ese mismo indicador fue del 16 por ciento.

Esto porque la única desventaja que tiene la gasolina “roja” frente a la “verde”, la diferencia en el precio, se ha ido disminuyendo desde que inició la política de eliminación del subsidio a combustibles fósiles, de acuerdo con analistas.

En enero de 2011 la brecha entre los precios de las dos gasolinas era de 12.84 por ciento, pero para febrero de 2014 es solo de 4.83 por ciento, aunque se mantiene la distancia de 60 centavos.