Economía

Buscan destapar a los despachos de cobranza

Para que los consumidores tengan la información necesaria que les permita identificar a los despachos de cobranza y regular sus actividades, las entidades comerciales deberán dar datos como ubicación y teléfono de las oficinas que contraten para recuperar adeudos.
Edgar Sigler
05 agosto 2015 0:8 Última actualización 05 agosto 2015 5:5
Reglas de despachos de cobranza

Aquellos que contraten despachos de cobranza deberán proporcionar toda la información relativa a ellos, de acuerdo a anteproyecto de la Profeco. (Bloomberg)

CIUDAD DE MÉXICO.- Las entidades comerciales, como tiendas departamentales, estarán obligadas a dar la información de los despachos de cobranza que contraten para recuperar un adeudo, no sólo con el nombre de la empresa a la que les cedieron esta tarea, sino su ubicación, teléfono y el nombre de las personas autorizadas para reclamar estos créditos, según el anteproyecto de transparencia que tiene en consulta pública la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco).

“El acuerdo tiene como objetivo establecer las obligaciones a las que deberán sujetarse las entidades comerciales con relación a los despachos de cobranza que gestionen su cartera.

La Procuraduría Federal del Consumidor considera que los beneficios consisten en dar una mayor información a los consumidores y que les permita identificar plenamente a los despachos de cobranza y regular sus actividades a través de las entidades comerciales en beneficio de los consumidores”, explicó la entidad en el anteproyecto que se encuentra en poder de la Comisión Federal de Mejora Regulatoria (Cofemer).


La regulación impulsada por el organismo dirigido por Lorena Martínez, nace de la reforma a la Ley para la Transparencia y Ordenamiento de los Servicios Financieros publicada en enero de 2014, por lo que estos lineamientos han tardado más de año y medio en aparecer.

Incluso la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) ya contaba con una misma norma pero para las entidades financieras, publicada en 2014, la Profeco lanzó nuevamente estos lineamientos, que tardarán 90 días para entrar en vigor una vez publicados.