Economía

Bolsa brasileña cae con designación de nuevo ministro de Finanzas

Tras la designación de Nelson Barbosa como nuevo ministro de Finanzas de Brasil, sustituyendo en el cargo a Joachim Levy, tanto la divisa como las acciones del país le dieron una seca bienvenida al registrar retrocesos durante el día.
Agencias
21 diciembre 2015 19:12 Última actualización 21 diciembre 2015 19:13
brasil

Nelson Barbosa sustituye a Joachim Levy como ministro de Finanzas de Brasil. (AP)

El economista Nelson Barbosa prestó juramento el lunes como nuevo ministro de Finanzas de Brasil en medio de temores de que traiga de regreso políticas de gastos elevados para impulsar la popularidad de la asediada presidenta Dilma Rousseff.

Más tarde durante el día, Rousseff le dijo a Barbosa en una ceremonia en el palacio presidencial que él deberá hacer "todo lo que sea necesario" para que la economía crezca nuevamente. El banco central de Brasil pronostica que ésta caerá al menos 3% este año.

Una falta de confianza en Barbosa ocasionó que la Bolsa de Valores de Sao Paulo perdiera 1.62 por ciento. Al final del día, la moneda había caído un 2.6 por ciento y las acciones un 3 por ciento. (Los mercados habían cambiado poco este lunes temprano, y la moneda oscilaba entre los territorios positivo y negativo).

Esa dura recepción es exactamente lo contrario del gran repunte económico que dio la bienvenida a Joachim Levy cuando asumió el cargo un año atrás. Levy, sin embargo, era considerado el chico de oro del mercado, por su formación en la Universidad de Chicago, su experiencia como gestor de activos y su reputación como un feroz recortador del presupuesto.

1
 

 

bovespa

Barbosa, aunque en general es respetado por los analistas por sus habilidades tecnocráticas, no es visto como alguien tan tacaño en materia de gastos, una percepción que solo reforzó el viernes al sugerir que estaba dispuesto a otorgar subsidios a algunos sectores.

Lo que es más, la crisis a la que entrará Barbosa cuando haya jurado oficialmente hoy es notablemente más grave de lo que era hace un año. La economía actualmente se contrae a un ritmo anual del 7 por ciento; el déficit de presupuesto aumentó a su mayor nivel en por lo menos dos décadas; la calificación del grado de inversión del país desapareció; el congreso está enredado en un juicio político en contra de la Presidenta Dilma Rousseff y el mayor escándalo de corrupción que ha visto el país no muestra indicio alguno de mermar. Si Levy no pudo contener la crisis cuando era más manejable, ¿qué razón existe para creer que Barbosa sí podrá?

“No veo que él sea más perspicaz o que tenga una mayor habilidad técnica para realizar un mejor trabajo”, dijo John Welch, estratega de CIBC World Markets y desde hace mucho observador de Brasil. El deterioro fiscal de este año, agregó, fue en parte el resultado de un plan para flexibilizar los objetivos que Barbosa había ayudado a establecer años atrás. Se trata de una “estrategia errónea porque se necesita mantener presión sobre los políticos para poder ajustar”, agregó Welch.

1
 

 

nelson barbosa

DESPLOME DE LOS MERCADOS
Al igual que Levy, Barbosa sirvió en el gobierno durante los años de bonanza económica bajo el mandato del predecesor de Rousseff, Luiz Inácio Lula da Silva. Levy fue tesorero, mientras que Barbosa se abrió camino hasta llegar al puesto de ministro de Hacienda adjunto. Cuando Rousseff pidió a Levy regresar a Brasilia tras el desplome de las exportaciones de productos básicos y el estancamiento de la economía, Barbosa lo siguió, para establecerse como ministro de planificación del gobierno.

Levy se esforzó casi desde un comienzo, por revertir el creciente déficit presupuestario. Como las autoridades se centraron en el escándalo de corrupción – que comenzó en el gigante petrolero estatal Petrobras y que ha dejado a numerosos ejecutivos y políticos en la cárcel –, se prestó muy poca atención a las solicitudes de Levy para recortar el gasto.

A medida que las finanzas del país empeoraron y la economía cayó en una recesión más profunda, los mercados se desplomaron mes a mes. Este año la moneda cayó un 33 por ciento frente al dólar. Los precios de los bonos a 10 años del gobierno han caído a 82 centavos de dólar en comparación a los 99 centavos que registraban cuando Levy asumió el cargo en enero. Su rendimiento ha aumentado a casi un 7 por ciento.

La solidez de los vínculos del ministro podría ser sometida a prueba rápidamente. La noche del viernes, en una conferencia de prensa durante la cual se comprometió a continuar los esfuerzos del gobierno por contener el déficit, Barbosa dijo que trataría de impulsar planes para simplificar los impuestos y limitar el gasto en pensiones.

Además, el fin de semana dijo en una entrevista con el diario Estadão que en mayo lograría la aprobación para un impuesto sobre las transacciones bancarias. Estas son propuestas para las cuales Levy nunca obtuvo el apoyo del Congreso.