Barda que rodea el NAIM costó casi el doble del presupuesto inicial
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Barda que rodea el NAIM costó casi el doble del presupuesto inicial

COMPARTIR

···

Barda que rodea el NAIM costó casi el doble del presupuesto inicial

El muro que separa el terreno de la próxima terminal aérea de los demás lotes tuvo un costo de 2 mil 990 millones de pesos.

Diana Nava
10/10/2018
La barda también se culminó 300 días después a lo programado.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

La barda que rodea el Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) superó casi al doble el presupuesto inicial planteado de mil 547 millones de pesos.

Un análisis hecho por México Evalúa revela que el muro, que separa el terreno de la próxima terminal aérea de los demás lotes, costó al erario 2 mil 990 millones de pesos y éste se culminó 300 días después de la fecha inicial planteada por el Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México (GACM), que está al frente del proyecto, que era de 563 días.

Es decir, la obra pretendía ser terminada en poco más de un año y medio pero debido a la mala planeación el tiempo total fue mayor a dos años tres meses, a pesar de que el GACM argumentó que era urgente resguardar el terreno debido a los conflictos con las comunidades vecinas.

La construcción de esta obra se comenzó antes de que se tuvieran los documentos de planeación y el diseño completo para la implementación. Estos requerimientos se tuvieron listos seis meses después de que se inició la edificación del proyecto que comprendía también la implementación de alumbrado público, casetas de ingreso y caminos.

Para Mariana Campos, coordinadora del programa Gasto Público y Rendición de Cuentas del centro de análisis de políticas públicas, la barda perimetral es un ejemplo de la mala planeación en infraestructura que suele presentarse en las obras públicas en el país.

“Me parece emblemático de la mala planeación de un proceso de infraestructura”, opinó Campos en entrevista.

Para la edificación, el GACM no puso a licitación pública el proyecto, sino que realizó un convenio con la Secretaría de Defensa Nacional bajo el argumento de que se trataba de un proyecto urgente.

“Esa obra es la más fácil de todo el aeropuerto, de todas las obras que comprende el gran proyecto del aeropuerto, y lo que estamos viendo es que todo lo que tiene que ver con convenio entre dependencias o adjudicaciones directas lo que termina siendo en la práctica es una manera o está relacionado con hacer obras muy mal planeadas”, explicó la investigadora.

Entre los cambios ocasionados por comenzar la construcción sin el proyecto de planeación está la reconstrucción de los caminos perimetrales para que pudieran soportar el tránsito de camiones no previstos y la demolición de tramos de bardas para colocar accesos.

También se optó por el uso de barda prefabricada ya iniciada la construcción y trabajos adicionales debido a que la Comisión Nacional del Agua (Conagua) tenía instalaciones en donde se construiría la barda, lo que ocasionó aumento en los costos y retraso en la construcción, destacó México Evalúa en una investigación que presenta este miércoles.