Economía

Banxico advierte riesgos para la inflación por depreciación del peso

El Banco de México considera que las perspectivas económicas han empeorado por los hechos de violencia e inseguridad en el país y la pérdida de dinamismo en la actividad económica mundial.
Redacción
05 diciembre 2014 9:21 Última actualización 05 diciembre 2014 9:45
[Banxico se mantendrá vigilante de que las modificaciones fiscales no causen efectos de segundo orden sobre la inflación: grupos financieros. / Bloomberg] 

[Banxico se mantendrá vigilante de que las modificaciones fiscales no causen efectos de segundo orden sobre la inflación: grupos financieros. / Bloomberg]

CIUDAD DE MÉXICO.- La depreciación sostenida del peso podría representar un riesgo al alza para la inflación (4.16 por ciento en la primera quincena de noviembre), advirtió este viernes el Banco de México (Banxico).

El banco central también consideró que tras los recientes acontecimientos sociales en el país “el balance de riesgos para la actividad económica se ha deteriorado respecto de la anterior decisión de política monetaria”.

Esta sería la tercera vez que el Banco de México, gobernado por Agustín Carstens, menciona la inseguridad y la violencia como riesgos para la economía del país.


Respecto a la depreciación del peso, Banxico observó que "los movimientos se han dado de manera ordenada, con
niveles de operación y liquidez adecuados". Al momento de la publicación del reporte, el peso se depreciaba 1.0 por ciento al cotizarse el dólar en 14.29 pesos.

Aunque la Junta de Gobierno decidió mantener en 3 por ciento el objetivo para la Tasa de Interés Interbancaria a un día, anunció que "la depreciación de la mayoría de las divisas de países emergentes aún no se ha reflejado en mayores niveles de sus tasas de interés de mercado. Sin embargo, teniendo en consideración los elementos señalados, no puede descartarse que en el futuro se intensifique la volatilidad en los mercados financieros internacionales".

Ante el débil crecimiento de la economía mundial, la caída en los precios de las mercancías básicas y los bajos niveles de inflación, Banxico previó que la postura monetaria en la gran mayoría de las economías avanzadas y de algunas emergentes continuará siendo acomodaticia en los siguientes trimestres.