Economía

Industriales del azúcar alistan ‘cruzada amarga’ contra fructosa de EU

De cara a la renegociación del TLCAN, los azucareros tomarán medidas ante la falta de acuerdos con EU, que busca limitar los envíos de azúcar refinada de México a ese país.
Valente Villamil
09 mayo 2017 9:49 Última actualización 10 mayo 2017 5:5
azúcar

(Cuartoscuro)

Los industriales del azúcar en México van contra la fructosa de Estados Unidos (EU) en respuesta al fracaso de las negociaciones entre el país y Washington para retomar los llamados acuerdos de suspensión.

"Estamos iniciando una investigación dumping contra la fructosa (de EU), los envíos hacia nuestro país se han casi triplicado y vamos hacernos valer de las vías legales que tenemos", dijo en conferencia de prensa este martes Juan Cortina Gallardo, presidente de la Cámara Nacional de las Industrias Azucarera y Alcoholera (CNIAA).

Ahora, la CNIAA debe iniciar la investigación y presentar su caso ante las autoridades mexicanas, para que la Secretaría de Economía lo analice. La cámara también dijo que durante todo el proceso, la dependencia ha estado acompañándola y consideró que este mismo año se debe tener una respuesta por parte del gobierno Federal.

En marzo, el secretario de Comercio de EU, Wilbur Ross, y el de Economía, Ildefonso Guajardo, anunciaron que retomarían las negociaciones sobre los acuerdos de suspensión, que estipulan lineamientos para las exportaciones de azúcar mexicana.

Sin embargo, a finales del mes pasado, ambos gobiernos anunciaron que las negociaciones se habían caído y que si no llegaban a un acuerdo, se impondrían aranceles al azúcar mexicana a partir del 5 de junio.

Gallardo no precisó los detalles de la investigación, pero señaló que será puesta en marcha en los próximos tres o cuatro días y que el impasse en las negociaciones se debe a que dos empresas refinadoras en EU: Imperial y ASR, pretenden ser las únicas compradoras de azúcar mexicana al pedir a las autoridades de su país que sólo permitan la entrada de azúcar mexicana de baja calidad y no de refino.

Si no se llegara a un acuerdo y la investigación antidumping contra la fructosa prosperara, entonces, podrían verse aranceles a las importaciones de ese producto y podría orillar a los refresqueros a volver a usar más azúcar en lugar de fructosa, explicó

disminuyencompras10


EL RIESGO

El acuerdo que EU busca sea firmado por México pretende bajar el porcentaje de las exportaciones de refinado mexicano de 53 a 15 y si no se acepta, entonces, entrarán aranceles que podrían llegar hasta el 80 por ciento, que implicaría perder el mercado, explicó el empresario mexicano. 

Por ello, al restringir las exportaciones de azúcar mexicana a EU se crea un desbalance en el mercado de endulcorantes regional, abierto desde 2008 por el TLCAN, ya que México permite la entrada libre de fructosa de Estados Unidos que se usa principalmente por la industria de bebidas y alimentos.

"Si no tenemos acceso a EU y ese balance se rompe, el 'Plan B' es cuidar nuestro mercado nacional", dijo Gallardo, quien aseguró que México tiene la capacidad para cubrir con azúcar toda la demanda doméstica de edulcorantes, pues este año producirá cerca de 6 millones de toneladas y el mercado doméstico consume 4.5 millones de toneladas de azúcar, más 1.6 millones de fructosa.

“Si no lo hiciéramos estaríamos poniendo en riesgo cientos de miles de empleos que da la industria a lo largo de 15 estados de la República en donde emplea directa e indirectamente a cerca de tres millones de mexicanos”, dijo Cortina en entrevista con en El Financiero-Bloomberg.

A pesar de la tensión, Cortina considera que hay oportunidad de llegar a un acuerdo con EU antes del 5 de junio, ya que los maiceros de ese país han pujado por permitir la entrada de azúcar mexicana al destacar beneficios del TLCAN para ambos.

El tema del azúcar se remonta al 14 de abril del 2014, cuando Estados Unidos inició una investigación por dumping contra el azúcar mexicana, que gracias al TLCAN tenía la puerta abierta en el vecino del norte.

: