Economía

APP mitigan caída en el sector afianzador

El año pasado, el sector registró una baja de 1.7% , principalmente por los recortes al gasto del gobierno federal, por lo que tuvieron que intervenir las Asociaciones Público Privadas para rescatarlo.
Yuridia Torres
09 abril 2017 21:47 Última actualización 10 abril 2017 5:0
pemex

La caída obedece al impacto en los recortes al gasto público, y por Pemex. (Bloomberg)

Los recortes al gasto público han tenido un impacto negativo sobre el sector afianzador en México.

La contratación de fianzas ha caído, pero han sido salvadas por las Asociaciones Público Privadas (APP) que se realizan para darles continuidad a los proyectos planeados por la federación, pero que ahora los hacen particulares, explicó Armando Rodríguez, presidente de la Asociación Mexicana de Instituciones de Garantías (AMIG).

Es decir, que el mercado se ha visto rescatado por las contrataciones de fianzas que realizan los privados, cuando antes era el sector público el que los hacía crecer.

De acuerdo con datos de la Comisión Nacional de Seguros y Fianzas (CNSF), al cierre del 2016, el sector decreció 1.7 por ciento. El ramo que más cayó fueron las fianzas de crédito, en 10.7 por ciento; le siguieron las judiciales con 7.1 por ciento; las administrativas con 1.9 por ciento, mientras que las de fidelidad fueron las únicas que crecieron en 1.5 por ciento.

La caída obedece al impacto en los recortes al gasto público, y por Pemex, que era uno de los grandes compradores de fianzas, pero ante la situación que ha vivido y la complejidad que tiene, disminuyó la adquisición de estos productos.

“Eso le ha pegado duro al mercado de las fianzas, le ha pegado en un 30 por ciento, afortunadamente se ha logrado compensar con otros segmentos, como la adquisición de fianzas privadas en la construcción”, explicó Rodríguez.

FAVORECE IP

Destacó que pese a la falta de recursos, el gobierno ha continuado con los proyectos planeados, pero al no tener la capacidad económica para realizarlos los ha puesto en la mesa para que los realicen particulares a través de las APP.

“Eso ha crecido con recursos privados o público-privados, que de alguna manera ha compensado lo que Pemex ha dejado de hacer”, enfatizó.

En 2016 se encontraban autorizadas para operar en el país 16 instituciones de fianzas, las cuales ganaron 2 mil 181 millones de pesos.