Economía

Afirman expertos en manufactura que México no se ha sabido vender

10 febrero 2014 4:14 Última actualización 11 septiembre 2013 12:58

[Los países desarrollados buscarán mano de obra tan precisa como la de un robot, afirma especialista / Cuartoscuro] 


 
 
Sergio Meana
 
 
DALIAN, China.- El único nombre en la mente de los panelistas del Foro Económico Mundial cuando se trata de manufactura es China. De poco ha servido que nuestro país atraiga inversiones en el sector aeroespacial y automotriz, pues en las discusiones de las comunidades internacionales a México se le sigue viendo como una nación en desarrollo a la que pronto se le acabará su ventaja competitiva: la mano de obra barata.
 

Lo anterior, de acuerdo con Erica Fuchs, catedrática de Carnegie Mellon, e ingeniera con distintos reconocimientos del Massachusets Institute of Technology (MIT) en la plática "Cambios Estratégicos en el Sistema de Manufactura".
 

"Los países desarrollados ya no buscarán en el futuro solamente el precio, pues necesitarán de excelentes cualidades técnicas en la mano de obra que sean precisas como robots", expresó.
 

Entrevistado después de la conferencia, Jurgen Wilde, director general de MWGroup GMBH, compañía que da soporte a las necesidades de infraestructura y conexión de otras empresas con análisis de datos, aseguró que de México sólo se oyen malas noticias.
 

"Creo que en México hay excelentes oportunidades pero veamos la realidad: China sigue siendo la fábrica del mundo, porque han hecho una extraordinaria tarea de mercadotecnia... sí escuchas cosas malas cosas, como en todos los países, pero el problema con México es que solo hay cosas malas, nunca se escucha lo bueno", dijo Wilde.
 

Otra discusión en la misma conferencia fue el papel de los robots en la industria manufacturera.
 

Gerald Loeb, director general de SynTouch, una empresa dedicada al desarrollo de prótesis robotizadas, indicó que aún hay muchas tareas que no pueden hacer los robots pero que estan cerca de lograrlo.
 

"Abrir una botella de agua requiere de una sensibilidad extraordinaria que solamente los humanos tenemos y no nos damos cuenta, un poco mas de presión y se puede bañar todo mundo aquí, así a los robots todavía les falta mucho pero hay que ir pensando que realmente pasará con algunas economías cuando sea más barato y productivo que un sueldo anual", previó.