Economía

A más tardar en 2018, 50% del crédito llegará a pequeños productores del campo

Financiera Nacional de Desarrollo previó que para 2018 la cartera que ofrece llegue al 50 por ciento del segmento de pequeños productores, tras la eliminación de requisitos y la flexibilización de las garantías.
Héctor Chávez Maya
22 agosto 2014 18:33 Última actualización 22 agosto 2014 18:38
Campo

(Foto: Bloomberg/Archivo)

El esquema financiero que anunció esta semana el presidente Enrique Peña Nieto y que ofrece tasas preferenciales a pequeños y medianos productores del campo mexicano, permitirá que a más tardar en 2018 el 50 por ciento de la cartera de la Financiera Nacional de Desarrollo llegue a este segmento del sector, que históricamente había sido marginado de crédito, aseguró Juan Carlos Cortés García, director general de la institución.

En entrevista informó que a partir de la Reforma Financiera se da la oportunidad para que los pequeños productores puedan acceder a créditos de hasta 230 mil pesos, con la ventaja de que ya no será necesaria una garantía real sino el bien financiado, es decir la cosecha, además de que se eliminó cerca de 40 por ciento de los requisitos que hacían difícil el acceso al financiamiento.

Ello permitirá que el número de beneficiados de los créditos de esta institución que actualmente es de 350 mil se duplique al 2018 y llegue a 700 mil, en tanto que el número de pequeños productores que actualmente es de sólo el 17 por ciento pase al 50 por ciento.

Con los créditos se busca que los productores del país cuenten al final del sexenio con infraestructura, redes de cuartos fríos, sistema de almacenamiento y que con esto se logre un sector más productivo y competitivo.

“Los productores del sector agropecuario son deficitarios netos en ciertos momentos de flujos de capital de trabajo y sabemos que muchos casos el periodo de maduración de un proyecto es sustancialmente largo y además estamos sujetos a lo que a las incertidumbres que nos genera cambio climático, por eso la relevancia de contar con un sistema financiero rural estructurado para poder ofrecerle a nuestros productores condiciones para ser más competitivos”.

Destacó que actualmente la penetración financiera como porcentaje del PIB en el sector agropecuario en Estados Unidos es del 62 por ciento, en México es de sólo el 29; mientras en el vecinos del norte los municipios del sector agropecuario que tienen acceso al crédito es de cien por ciento, en nuestro país es de 45, en tanto que la tasa promedio que se paga en ese país es de 2.9 por ciento y en México es de 14 por ciento, lo que demuestra que en México “tenemos un tema que hay que resolver”.

Destacó que en América Latina los países que están arriba de México en cuanto a penetración del financiamiento del sector agropecuario del total del crédito son Perú, Chile, Costa Rica, Brasil y Argentina además de República Dominicana, Colombia, Honduras, Paraguay y El Salvador es decir, “prácticamente estamos en la parte baja de la tabla de penetración de crédito para el sector agropecuario en casi todo el continente”.

De acuerdo con Cortés García el crecimiento de financiamiento al sector agropecuario del 2000 al 2012 fue de 1.2 por ciento aún por debajo del crecimiento del PIB agropecuario y muy por debajo del promedio en América Latina donde creció en 16.5 por ciento.

“Con estos datos queda evidenciado la necesidad que tenemos como país de hace cambios estructurales en el sistema financiero para el sector, estamos rezagados no sólo con base al contexto internacional sino de Latinoamérica”.

Finalmente destacó que el programa financiero de la Financiera Nacional de Desarrollo contempla créditos de largo plazo hasta de 15 años, mientras que actualmente el de largo plazo es de sólo 3 años, además de que se tendrán periodos de gracia.