Economía

A más globalización, más avanza la obesidad: investigadores

El hecho de que por primera vez en la historia de la humanidad haya más personas con sobrepeso que en desnutrición pone en evidencia la correlación entre la globalización y la obesidad, según un estudio.
Leticia Hernández
29 diciembre 2014 21:54 Última actualización 30 diciembre 2014 5:0
obesidad

obesidad (Cuartoscuro/Archivo)

CIUDAD DE MÉXICO.- Por primera vez en la historia de la humanidad hay más personas con sobrepeso que desnutridas y existe una correlación significativa entre globalización y obesidad, explicada por la disponibilidad de los alimentos y su precio.

Una investigación de la IESE Business School, de la Universidad de Navarra, comprobó que los aspectos sociales de la interconexión mundial, como los cambios en el consumo de medios de comunicación, son muy relevantes.

La profesora del IESE, Núria Mas y Joan Costa, de la London School of Economics, indagan sobre este problema en el estudio “¿Globesidad? Los efectos de la globalización en la obesidad y el consumo de calorías”.

Si bien investigadores plantean que la incipiente obesidad podría responder a cuestiones genéticas, estos cambios tardan generaciones en manifestarse y las tasas actuales prácticamente se han duplicado desde 1980.

Por cada avance estadísticamente relevante que se da en el proceso de globalización se observa un incremento de 20 por ciento en el porcentaje de población obesa. No obstante, las tasas parecen estabilizarse cuando se alcanza un elevado nivel de globalización. Los autores también comprobaron la relación entre la cantidad de calorías consumidas diariamente y el nivel de globalización. A medida que avanza la globalización también aumenta el consumo de calorías. Por cada punto extra en la tasa de globalización, ingerimos 75 calorías más por día, el equivalente a una pieza de fruta pequeña.

Sin embargo, no es el consumo de fruta el que aumenta, sino de alimentos grasos. Por cada punto adicional de globalización, la población ingiere 17 gramos más de grasa. En los últimos 15 años, la ingesta diaria de grasa de los estadounidenses ha pasado de 138 a 163 gramos, lo que supone más de un gramo de grasa adicional por año.

Para responder el por qué la globalización engorda a la sociedad, las investigadoras segmentan la globalización en económica con el intercambio comercial, la política con los tratados internacionales y la social, con la circulación de ideas, información, imágenes y personas.

Comprobaron que el aumento de los precios de los alimentos está ligado a un incremento en el consumo de productos más baratos y de peor calidad.