Senegal y Polonia: vuelven los ausentes
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Senegal y Polonia: vuelven los ausentes

COMPARTIR

···

Senegal y Polonia: vuelven los ausentes

Día de reapariciones en Moscú: Senegal, ausente desde 2002, se mide a Polonia, que participó por última vez en 2006.

Por Pablo Emiliano Nava
19/06/2018
Senegal y Polonia
Al registrarte estas aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.
logo COPA MUNDIAL
RUSIA 2018

Senegal, la última de las cinco Selecciones africanas en presentarse en Rusia, reaparece en la justa más importante del futbol tras 16 años de ausencia, esta tarde en Moscú, frente a Polonia.

Tras sorprender al mundo en Corea-Japón 2002, gracias a una victoria sobre la campeona defensora Francia en el juego inaugural y a meterse entre los ocho mejores, a Senegal se le cerró abruptamente la puerta del Mundial. No pudo clasificarse a las tres siguientes ediciones, algo que suele ser común en el inestable balompié del continente africano, que arrancó su concurso en Rusia con una seguidilla de derrotas: Egipto, Marruecos, Nigeria...

Pese a los indiscutibles progresos del futbol africano, desde que Camerún logró llegar a los cuartos de final en Italia 1990, ninguna otra Selección del llamado continente negro pudo superarla, atorándose en el mejor de los casos en esa misma instancia, como Ghana en Sudáfrica 2010, o la misma Senegal en 2002.

Las semifinales siguen siendo tierra prohibida para Selecciones que por su poderío físico-atlético y el talento de muchos de sus futbolistas parecían estar preparadas para dar el salto a la disputa del título, lo que no ha ocurrido aún.

La mayoría de los futbolistas senegaleses que viajaron a Rusia militan en el futbol europeo, entre los que destaca Sadio Mané, de buen desempeño en el Liverpool, finalista en la Champions League, por lo que se espera un choque parejo ante Polonia, que cuenta con uno de los artilleros más temibles de la Bundesliga, como Robert Lewandowski.

Los polacos también tienen rato sin aparecer en un Mundial, ya que el último en el que habían estado presentes era el de Alemania 2006. Lejos han quedado los años en los que Polonia, además de recolectar medallas en el futbol olímpico, maravillara con su futbol y alcanzara dos terceros lugares en las Copas del Mundo de Alemania 1974 y España 1982.

La presencia en su Grupo, el H, de Colombia -además de Japón- hace pensar que el duelo entre senegaleses y polacos puede ser decisivo para clasificarse a los octavos de final, y que el ganador de esta cita será el que pueda pelear por el liderato con los colombianos, que hace cuatro años superaron la fase de grupos con marcha perfecta.

Una presentación tardía

A los 29 años, con casi 100 partidos internacionales y más de 50 goles con su Selección nacional, parece mentira que Robert Lewandowski vaya hoy a debutar en una Copa del Mundo. El artillero en Varsovia ha protagonizado grandes campeonatos, anotó en un par de Eurocopas de Naciones, y se ha cansado de marcar goles en la Champions League, primero con el Borussia Dortmund y luego con el Bayern Munich, pero hasta hoy sabrá lo que es el escuchar su himno nacional en el marco inigualable de una Copa del Mundo.

Lewandowski ya es el máximo goleador en la historia de la Selección polaca con 55 anotaciones, pero otros compatriotas suyos han alcanzado trascendencia en Mundiales, como el gran Gregorsz Lato, que anotó 10 tantos en las justas, incluyendo siete que le valieron ser el campeón de goleo en Alemania 1974.

Otro atacante polaco, Ernest Willimowski se convirtió el 5 de junio de 1938 en el primer futbolista capaz de anotar cuatro veces en un partido de Copa del Mundo, y lo hizo nada más y nada menos que frente a Brasil, aunque cuando ésta no era una potencia futbolística aún.

También Andrzej Szarmach en 1974 y Zbigniew Boniek en 1982 llegaron a marcar tres veces en partidos de Mundiales. Ahora es turno de Robert Lewandowski, una jugosa herencia le acompaña.