Pixelada maestra y Frida se refresca
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Pixelada maestra y Frida se refresca

COMPARTIR

···

Pixelada maestra y Frida se refresca

Google Arts & Culture abre la plataforma 'Caras de Frida'. Es la primera retrospectiva virtual dedicada a un artista.

En entrevista para 'El Financiero', la directora de Operaciones, Luisella Mazza, ofrece detalles.

María Eugenia Sevilla
24/05/2018
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Aunque es reconocida como la fundadora del arte moderno en la India, pocos conocen la obra de Amrita Sher-Gil, en la que proliferan sus autorretratos: una joven morena, de cejas muy gruesas y pelo negro. La Frida Kahlo de la India le llaman a esta artista revolucionaria que nació en las vísperas del estallido de la Primera Guerra Mundial. Tras su trágica muerte a los 28 años, su mirada, tan cercana a la de Kahlo, ha permanecido en un ámbito discreto.

Desde hoy, sin embargo, millones de personas en el mundo podrán conocer no solamente su creación, sino los lazos que sostiene con la pintora mexicana, con quien tanto se le compara. Un diálogo inédito, que es tan solo una de las ventanas que se abren al mundo con la plataforma Caras de Frida, lanzada anoche por Google Arts & Culture y que, por su envergadura, es un hito en la historia de la red.

Se trata de la primera retrospectiva virtual dedicada a un artista que despliega más de 800 imágenes, entre ellas más de 700 archivos de foto, cartas y retratos, y cinco nuevos recorridos virtuales con Street View por los recintos ligados a la artista -como los museos Dolores Olmedo y Frida Kahlo de México-, además de experiencias de realidad virtual y la posibilidad de ver, con detalles a simple vista invisibles, algunas de sus obras maestras.

Caras de Frida, ubicado en el sitio g.com/carasdefrida, reúne obras y archivos de 33 instituciones culturales de siete países, entre ellos el Museum of Fine Arts de Boston, el Madison Museum of Contemporary Art, el Nagoya City Art de Japón, o el Kiran Nadar de India, así como obras de colecciones privadas que no se exhiben al público. Este ambicioso proyecto global ofrece más de 60 exposiciones digitales curadas ex profeso, sobre las cuales, en entrevista, la directora de Operaciones de Google Arts & Culture, Luisella Mazza ofrece detalles.

-Entre tantos grandes maestros de la historia del arte, ¿por qué Frida?

 Cuando pensamos en proyectos nuevos siempre hablamos con nuestros socios, que son instituciones culturales, sobre qué podemos hacer, cómo podemos poner la tecnología a su servicio. Hemos trabajado en México desde 2012 con el Museo Dolores Olmedo y Museo Frida Kahlo, y al preguntar cual podría ser el artista para un proyecto como este, con un legado artístico tan grande, pero también humano, la respuesta quedó clara que sólo podía ser ella.

-¿Cómo se elabora la curaduría de una exposición de exposiciones virtual como ésta?

 Hay varios expertos de cada museo con su propio equipo. Cada institución elige lo que quiere subir a la plataforma, de esta forma es mucho más fácil organizar la información. También hay museos que trabajan juntos, por ejemplo, el Kiran Nadar en la India, que expone un recorrido a través de las obras de la artista Amrita Sher-Gil y de Frida, y a través de esta plataforma muestra cómo sus vidas están conectadas, mediante obras de diferentes museos y colecciones de diversas partes del mundo. Hay tantos temas en torno a esta artista que el proyecto sólo se podía llamar así: Caras de Frida.

-¿Por qué no armar una exposición imposible, teniendo a mano tal diversidad de acervos?

 Hay dos ejemplos, que no pertenecen a la plataforma, pero pertenecen a otra aplicación, Google expeditions, en la que profesores alrededor del mundo pueden hacer un recorrido a través de los sitios de Frida con la tecnología Street View para explorar su vida , por medio de realidad virtual, así podemos escuchar, ver y leer juntos, gracias al profesor que nos ayuda a contar la historia a través de esta tecnología, de forma gratuita. Otro ejemplo: pensamos en conectar no sólo las obras, sino las influencias de Frida, de modo que la fotógrafa Cristina Kahlo, la artista Alexa Meade y Ely Guerra han producido una obra en conjunto, Frida y yo, un video del recorrido que han hecho las tres mujeres sobre la obra de Kahlo. Está montado en la página.

-Una de las novedades tecnológicas en esta muestra es el uso del art camera, que tiene 10 mil millones de megapíxeles, ¿qué revela de nuevo?

 Hay más de 20 obras en una versión tomada con el art camera; por ejemplo, el autorretrato que dedica a León Trotsky: se puede ver hasta el detalle del pequeño retrato de Trotsky en el medallón que está a la derecha de Frida, es impresionante. Es la primera vez que traemos el art camera a México, se estrena aquí con este proyecto.

-¿Cómo toma Google la temperatura a las propuestas de Arts & Culture?

 Nuestra misión es que es que más información esté más disponible alrededor del mundo. En 2011 Arts & Culture empezó con 17 museos, hoy tiene más de mil 500 socios en más de 70 países: el creciente interés es una forma de medir el impacto. Tenemos 50 millones de usuarios al año y vemos que hay interés en este tipo de información.

-¿Qué aportan estas experiencias tecnológicas a la experiencia del arte?

 Sabemos que no sustituye a los museos, me da mucha ilusión pensar que es una forma de ayudar a los usuarios a descubrir obras de arte, herencia cultural y visitarlas, ir al museo, a los sitios, planear una visita con más información. Me incorporé a Google en 2005 y siempre me sorprendió ver cómo la herencia cultural es algo de lo que todos se sienten orgullosos y quieren compartirlo y conocer más al respecto. Este proyecto es sólo una forma de empezar, porque hay muchas más historias y herencias culturales para contar, en México y alrededor del mundo.