Hongos, los 'guerreros naturales' contra el cambio climático
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Hongos, los 'guerreros naturales' contra el cambio climático

COMPARTIR

···

Hongos, los 'guerreros naturales' contra el cambio climático

Los bosques absorben el CO2 del ambiente y los hongos ectomicorrízicos, que pueden crecer entre las raíces de los árboles, ayudan en este proceso.

07/08/2018

Algunos hongos desempeñan un papel importante en la capacidad de los bosques para absorber dióxido de carbono, por lo que científicos de la Universidad de Boston estudian la actividad de algunos de estos organismos que se adaptan al microbioma forestal y luchan contra el cambio climático.

Los especialistas Colin Averill y Jennifer M. Bhatnagar identificaron que los hongos denominados ectomicorrízicos mejoran la capacidad de los bosques para 'capturar' el CO2.

En su estudio destacan que estos hongos pueden existir completamente bajo tierra, creciendo simbióticamente con las raíces de los árboles. “Son guerreros del cambio climático que ayudan a los bosques a absorber la contaminación por CO2, retrasar los efectos del calentamiento global y proteger nuestro planeta”.

Por su importancia, los expertos hicieron un llamado para protegerlos, ya que advirtieron que la actividad humana y la contaminación están causando que los bosques pierdan a estos guardianes de carbono fúngico, lo cual puede acelerar el cambio climático.

En un comunicado de la institución universitaria, los científicos explicaron que no todas nuestras emisiones de dióxido de carbono van directamente a nuestra atmósfera.

Los bosques de todo el mundo, destacaron, nos están protegiendo de tasas aún más rápidas de cambio climático, mediante la absorción de ese contaminante. “Los bosques están actualmente absorbiendo aproximadamente un tercio de esas emisiones”.

Esto sucede cuando los árboles 'comen' CO2 durante el proceso de fotosíntesis. Cuando esto sucede, el carbono en CO2 del gas se convierte en biomasa vegetal (en troncos de árboles y suelos forestales).

Mientras esas moléculas de carbono permanezcan en el bosque, se mantendrán fuera de la atmósfera e impedirán que contribuyan al calentamiento global.

Los científicos precisaron que, para comprender qué bosques son los mejores para absorber el dióxido de carbono, se requiere comprender qué hongos micorrízicos están presentes en el microbioma de ese bosque.

Los árboles se asocian con diferentes hongos de raíz, pero los investigadores descubrieron que algunos de ellos, llamados hongos ectomicorrízicos, ayudan a los árboles a absorber más rápido el CO2.

Estos hongos pueden incluso ralentizar la descomposición, un proceso natural que devuelve el carbono de los suelos del bosque a la atmósfera. De esta forma, los hongos ectomicorrízicos mejoran la capacidad de los bosques para mantener el carbono "encerrado" en árboles y suelos, y fuera de la atmósfera.

No obstante, los expertos afirmaron que la contaminación con nitrógeno está causando que los bosques pierdan este tipo de hongos y está acelerando el cambio climático.

La investigación estudió cientos de parcelas forestales en Estados Unidos.