Protégete de las lesiones musculares con estilo y modernidad
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Protégete de las lesiones musculares con estilo y modernidad

COMPARTIR

···

Protégete de las lesiones musculares con estilo y modernidad

Una silla ergonómica puede ser clave para evitar futuros dolores.

Lizbeth Hernández
30/05/2018
Sillas

¿Cuántas horas al día pasas sentado? ¿Experimentas dolor de espalda o cuello? Tal vez es tiempo de cambiar su silla y no se ha dado cuenta. De acuerdo a cifras presentadas en enero por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico, en México se trabajan 43 horas a la semana, lo que equivale a 8.6 horas al día sentado. Si eres parte de esa estadística conviene revisar tus hábitos.

El uso de computadoras, tablets y la constante revisión de los teléfonos celulares a lo largo del día contribuyen a ocasionar malas posturas que pueden desencadenar dolores musculares.

“Cuando no hay un soporte lumbar adecuado incluso se pueden producir hernias de disco por la presión que no se libera”, comenta Diego González, gerente de Ergonomía para América Latina de la marca Herman Miller, especializada en desarrollar sillas para evitar lesiones en la espalda y malas posturas.

González señala que la única manera de encontrar la mejor silla para cada quien es probándola. “Lo primero y más importante es revisar que la espalda esté completamente recargada en el respaldo para simular la ‘S’ natural de la columna”.

Placeholder block

La marca estadounidense tiene una línea llamada posture fit, que se adapta a las necesidades de cada uno de los usuarios y no al revés. Las piezas están construidas en telas especiales que no suben la temperatura del cuerpo y distribuyen el peso de manera adecuada en mallas y telas de polímero.

Otro factor a tomar en cuenta es que una silla para ser considerada ergonómica debe estar certificada por la Business and Institutional Furniture Manufacturers Association, por ello, antes de hacer una inversión hay que verificar, las certificaciones que por lo regular están en el empaque.

Como los autos de carreras, las sillas se pueden acondicionar. Hay opciones básicas con el nivel de ergonomía adecuado para cuidar la espalda, lo que cambia son los accesorios. Las de piel, aluminio pulido y brazos ajustables son más caras.

Precio por unidad: de 9,900 a 25 mil pesos.