Ser #Chapulín no es un delito

Ser corruptos y no cumplir con sus promesas son las principales críticas a los políticos mexicanos.

Jesús García

Ser corruptos y no cumplir con sus promesas son las principales críticas a los políticos mexicanos.

,


Por eso es que los ciudadanos cuestionan seriamente que los diputados locales y federales, senadores, Alcaldes, Jefes Delegacionales o Gobernadores, dejen sus cargos sin haber concluido sus pendientes y, peor aún, en medio de críticas por desvío de recursos, nepotismo o favoritismo empresarial.

El problema no es que un político quiera buscar un nuevo puesto, ya que es lógico, si ha decidido hacer carrera en la administración pública o en algún Congreso.

El problema es que se van dejando su sombra de incumplimiento, que genera en el ciudadano una sensación de traición y abuso.

Con justa razón los votantes cuestionan ¿por qué debo darle mi voto a alguien que cada tres años busca puestos que duran justamente tres años, pero sólo están dos, si es el caso?

Al ser “chapulines”, los políticos no comenten ningún delito, pues la Constitución y las normas electorales marcan que pueden solicitar licencia para competir por nuevos puestos, siempre y cuando no estén en funciones.

Lo que a la ley quizá debería decir es que quien sea electo deberá cumplir su mandato por el que fue votado… ya si cumple o no sus promesas, el pueblo se lo demandará.

En este #JuegoElectoralDF…
los chapulines ocupan un alto porcentaje de candidaturas.

,


Sigue al autor: @jesusgar