Blogs

Dulce enfermedad 

El azúcar es una de las principales causas de obesidad y un costoso problema social. En México se consume en grandes cantidades todos los días y se infiltra con facilidad en los alimentos. En EU por ejemplo, según el doctor Robert Lustig, la diabetes le cuesta al gobierno 245 mmdd.
Héctor Ramos
13 enero 2015 18:53 Última actualización 13 enero 2015 19:19
Etiquetas
Azucar

Treinta por ciento de los 240 millones de norteamericanos son obesos, de este porcentaje 8 de cada 10 tienen alguna o varias enfermedades relacionadas con este problema. (Cortesía)

Envuelta higiénicamente en un paquete de pan dulce, embotellada en cualquier marca de refresco e inclusive, vendida como alimento saludable - en yogurt por ejemplo -, el azúcar se consume en abundantes cantidades todos los días.

El doctor Robert H. Lustig advirtió que es drástica la manera en la que el azúcar se infiltra en la vida de los mexicanos todos los días, hecho que impacta en la vida social y económica del país.

Por ejemplo: en las bebidas se consume un tercio del azúcar que se ingiere diariamente; otra sexta parte se encuentra escondida en alimentos que antes no la utilizaban como ingrediente, tales como salsa de tomate, galletas saladas, aderezos, entre otros.

Al beber un jugo se introduce azúcar cuya señal dulce es captada por el cerebro y se secreta dopamina, que al generar una señal de placer hace que el organismo se adapte fácilmente a este estimulo, por lo que lo induce al consumo abundante y frecuente.

El experto puntualizó que además de otros factores como el sedentarismo, las diversas vías de consumo del azúcar, son las que llevan a la obesidad.

Si bien es cierto que todas las calorías cuentan, hay que usar el sentido común para diferenciar las que son nocivas, de las que pueden ser útiles, por ejemplo: no son iguales las que están contenidas en una fritura en comparación con las de una manzana.


Tomando la experiencia que vive Estados Unidos, el doctor Lustig dijo que la exposición al azúcar, que favorece el incremento de peso y al desarrollo de las complicaciones de la obesidad, se puede ver reflejada en la prevalencia de las enfermedades de los habitantes en este país.

Treinta por ciento de los 240 millones de norteamericanos son obesos, de estos “gorditos”, 8 de cada 10 tienen alguna o varias enfermedades relacionadas con este problema. De 70 por ciento de los habitantes que se encuentran en su peso ideal, 4 de cada 10 también padecen afecciones como males del corazón, colesterol y triglicéridos elevados o trastornos de insulina con lo que E.U. tiene una población de 123 millones de enfermos.

Para hacer frente al mal, el doctor Lustig, sugirió que al obeso hay que hacerle saber que su enfermedad tiene implicaciones sociales, pues en E.U., la diabetes cuesta 245 mil millones de dólares anuales.
Otras cifras que destacó fueron que, las consecuencias de consumir azúcar provoca un incremento de 50% del ausentismo laboral; la pérdida de 65 mil millones de dólares de productividad y 192 mmdd se gastan recursos de salud.

Por ello, el experto en Políticas Pública en Salud, sostuvo que el consumo de azúcar, y por ende la obesidad son una amenaza para la seguridad nacional de cualquier nación.

El doctor Robert H. Lustig pertenece a la División de endocrinología del departamento de pediatría del Instituto para Estudios de Políticas Públicas en Salud, de la Universidad de San Francisco, California, E.U.


FB: Activo-Saludable

Twitter: @Activosaludable