Bajío
entrevista
Agapito Arellano Ponce, presidente del Consejo de Administración de Bienestar, Préstamos y Ahorro

Sofipos, sin riesgo sistémico: Bienestar

Las sociedades financieras populares (Sofipos) se han mantenido ajenas a la problemática que han enfrentado otras instituciones enfocadas en las finanzas populares, debido a que las primeras son instituciones sólidas y sin riesgo sistémico, afirma Bienestar, Préstamos y Ahorro
Agapito Arellano

Agapito Arellano Ponce, presidente del Consejo de Administración de Bienestar, Préstamos y Ahorro

Las sociedades financieras populares (Sofipos) se han mantenido ajenas a la problemática que han enfrentado otras instituciones enfocadas en las finanzas populares, debido a que las primeras son instituciones sólidas y sin riesgo sistémico, lo que les permite enfocarse en retos de naturaleza meramente comercial.

Esto lo afirmó Agapito Arellano Ponce, presidente del Consejo de Administración de Bienestar, Préstamos y Ahorro, quien agregó que en el caso de esta Sofipo, no sólo ha mantenido la confianza de sus clientes, sino que además sumó a su cartera a tres mil 400 personas durante el 2014.

Agregó que uno de los principales retos de las instituciones enfocadas en las finanzas populares este año es la colocación de crédito, ya que aunque tienen liquidez de sobra, las reglas en la materia han complicado el otorgamiento.

___ ¿Qué desarrollo tuvo Bienestar, Préstamos y Ahorro en 2014?

___ En el año 2014 tuvimos un crecimiento sostenido, y por otra parte mantuvimos la confianza de la clientela. La empresa prestó 830 millones de pesos: en consumo fueron 637 millones y en comercial fueron 193 millones; el consumo fue la mayor parte, es decir, el 77 por ciento y el comercial fue el 23 por ciento.

En este primer trimestre del 2015 hemos prestado alrededor de 62 millones de pesos al mes, en promedio.

Actualmente tenemos 94 mil 200 clientes, de los cuales 33 mil tienen crédito y ahorran; y los que sólo ahorran son 61 mil clientes. Creo que estás cifras demuestran que a pesar de lo que ha sucedido con otras instituciones enfocadas en las finanzas públicas, seguimos siendo una empresa que genera mucha confianza.

De hecho, en el 2014 crecimos en tres mil 400 clientes, es decir, un 3 por ciento en cuanto a clientes.

Si nos enfocamos en la empresa en general, crecimos 5 por ciento, y aunque fue un resultado bueno, quisiéramos crecer lo doble.

Nuestros activos actualmente están en mil 532 millones de pesos, y empezamos el ejercicio con mil 459 millones.

___ ¿Qué es lo que está sucediendo hoy en día en el sector de las finanzas populares? Con la reforma financiera se habló de que se iba a fortalecer al sector y de que se iban a llevar sus beneficios la gente más necesitada. ¿Esto empieza a verse?

___ Yo creo que no. De origen nosotros hacemos dos cosas: la captación y la colocación. Ahora, afortunadamente la ley viene a proteger al ahorrador, y el gobierno tiene razón, hay que poner reglas para que no vaya a haber fraudes. Pero para poder colocar tenemos una ley muy restrictiva.

El 70 por ciento de los mexicanos estamos de alguna manera en el buró de crédito con un historial un tanto negativo, y nosotros, por ser una entidad regulada, no le podemos prestar a esa gente. Entonces, así de tajo, al 70 por ciento de los mexicanos se les complica tener créditos accesibles.

Tenemos que trabajar muy duro en innovar, en crear nuevos productos, en dar una buena atención a nuestra clientela, porque debemos equilibrar las dos cosas. Políticamente se puede decir que una ley permitirá colocar más crédito, pero en la realidad tenemos una ley protectora que complica esto.

___ ¿Una solución sería educar financieramente a la gente para que entienda la importancia de tener un buró de crédito limpio?

___ Esa podría ser una de las estrategias que podrían dar resultados en un futuro. Aunque hoy en día la gente ya se preocupa más sobre su historial crediticio, porque hace tres años a nadie le importaba, y podían tener tres o cuatro créditos en varias compañías financieras, en los bancos, con los agiotistas, y no importaba.

En la actualidad esto ha cambiado radicalmente, la gente se preocupa mucho por estar bien en el buró de crédito, porque ahora saben que es la puerta que abre cualquier servicio financiero.

___ A últimas fechas se dieron fraudes significativos en cajas populares. ¿Cómo les afecta este tipo de situaciones y cómo logran afianzar la confianza con sus clientes?

___ En el caso específico de Bienestar, no nos afectó, porque a nosotros nos gusta hacer las cosas muy prácticas, muy claras y muy sencillas, que se basan en lo que dice la ley.

El problema es que de pronto surgen instituciones que crean productos que no son tan claros, o que pertenecen a empresas extranjeras que crean otro modelo de negocio para tener utilidades rápidamente.

Desgraciadamente los golpes nos han ido ubicando, porque antiguamente se dio una guerra de precios, donde si una caja te daba el 6 por ciento de interés por tu ahorro, otra te daba el 12 o hasta el 14 por ciento. Pero la gente ya entendió que si estamos en el sector financiero formal, nos rigen las mismas reglas y no puede haber instituciones que ofrezcan tasas exageradas.

Quiero hacer hincapié que las sociedades financieras que han tenido problemas no son todo el sector, ni representan al sector.
Nosotros tenemos muchos retos, muchos problemas, pero más bien son de tipo comercial, de atraer más clientes y de dar un mejor servicio, de ninguna manera es algo sistémico.

___ ¿Cuál sería la tasa promedio tanto en captación como en colocación que el sector podría ofrecerle al mercado?

___ Las tasas más prudentes en cuanto a captación estarían entre 4 y 5 por ciento; en los bancos están dando el 0.6 por ciento anual. Y en la colocación traemos tasas que van desde el 2 al 3 por ciento. Aunque la diferencia es de 20 puntos porcentuales, realmente apenas salimos para poder cubrir todos los gastos, no solamente financieros, sino de personal, de crecimiento, de sistemas, de todo en lo que una empresa gasta.

__ ¿Cuáles serían los retos que estaría enfrentando el sector como tal este año, y ustedes específicamente como empresa?

___ Nuestro reto actualmente va a consistir en tener la capacidad de colocar el mayor número de créditos, porque nosotros tenemos que luchar contra la competencia que es muy fuerte, estamos hablando de Sofomes (sociedades financieras de objeto múltiple), Sofipos, cajas populares, bancos, agiotistas, casas de empeño, etcétera.

Actualmente todo el sector financiero tiene liquidez, entonces el reto para todos, insisto, es coloca esa liquidez, colocarla bien para que sea productiva.

Si nosotros en Bienestar estamos colocando 70 millones de pesos promedio mensual, nuestro reto sería prestar 100 millones mensuales.

Hoy en día estamos en cuarto lugar aproximadamente, pero hay una diferencia grande entre el primer lugar y los siguientes. El reto que tenemos a corto plazo precisamente es acaparar al tercer lugar, e incluso llegar al segundo.

___ ¿Cuáles serían las estrategias para lograr escalar en el mercado?

___ La estrategia es seguir innovando en productos que sean acordes a la necesidad de nuestros clientes.

Tenemos un abanico muy amplio, con productos para personas físicas y personas morales. En la parte de Pymes es un traje a la medida de las necesidades de la empresa.

En el caso de consumo, abarcamos desde un crédito para autos —donde financiamos automóviles de hasta 15 años—, hasta el préstamo oportuno-crédito rápido en montos menores pero sin aval; o también el plazo fijo de inversión.

Hay un sector importante, el de los microcréditos, que está creciendo mucho, entonces estamos explorando algunas opciones para darle atención a esta demanda.