Bajío

Querétaro podría convertirse en “cartolandia”: GEO

Los asentamientos irregulares son producto de la falta de políticas públicas, afirmó el director regional de Casas Geo, Luis Alfonso García Alcocer.
SIRSE ROSAS
11 septiembre 2015 11:43 Última actualización 11 septiembre 2015 11:44
Vivienda Nuevo León. (Cuartoscuro)

La falta de competencia ha provocado el encarecimiento de la vivienda en Querétaro. (Foto: Cuartoscuro)






QUERÉTARO, Qro.— El municipio de Querétaro está por convertirse en “cartolandia” debido a los asentamientos irregulares, los cuales son consecuencia de la falta de herramientas y políticas públicas que permitan la autorización de usos de suelo para la construcción de vivienda económica, aseguró el director regional de Casas Geo, Luis Alfonso García Alcocer.

Indicó que en la demarcación se tienen alrededor de ocho mil 500 hectáreas sin ocupar que cuentan con uso de suelo autorizado; sin embargo, están en manos de los especuladores que han elevado los precios de la tierra, dejando un escenario de construcción de vivienda con un valor superior a los dos millones de pesos. Es decir, que al no haber nuevas áreas, no se les da competencia, lo que lleva a que las casas se encarezcan y superen los cinco millones de pesos.



“Hay 24 mil hectáreas en Querétaro en suelo activo, de esas, ocho mil 500 están vacías. Los tenedores de la tierra ya especulan muy caro. Para hacer una vivienda de 300 mil pesos, necesitas comprar el metro cuadrado de terreno en 100 pesos, para hacer una vivienda de un millón, en 300 pesos el metro cuadrado. No hay suelo en Querétaro en menos de 300 pesos, lo que quiere decir que la vivienda que puedes producir es de más de un millón, pero el mercado y el volumen se reduce.”

Por ello, urgió a las nuevas autoridades a crear herramientas que permitan el cambio de uso de suelo para vivienda económica, sustentada en estudios y no en ocurrencias. “Sin una política de reglamentación para los cambios de uso de suelo, basados en estudios sustentados y sustentables y no en opiniones de personas que no son expertos en la materia, definitivamente se va a frenar la economía y la construcción de la vivienda”, advirtió.

“No estamos pidiendo cambios a discrecionalidad en lo obscurito, yo no hablo de Peña Colorada ni de áreas protegidas, yo te hablo de suelo urbano o suelo agrícola que se puede incorporar para que se pueda construir vivienda, vivienda bien hecha, edificios, con comodidades, pero si tenemos el no en la punta de la lengua como ejercicio de diario, nos vamos a complicar”, recalcó.